Ir a contenido

ESPAÑA - ISLAS FEROE (4-0)

Triunfo intrascendente de España ante Islas Feroe

La selección gana por inercia en un partido carente de juego y verticalidad resuelto con dos goles de Rodrigo y dos de Alcácer (4-0)

Alejandro García

Rodrigo Moreno remata para conseguir el 1-0 ante Islas Feroe.

Rodrigo Moreno remata para conseguir el 1-0 ante Islas Feroe. / EFE

Entre la vocación ofensiva de Islas Feroe y los problemas de España para hacer ancho el campo y encontrar espacios, el desnivelado partido se convirtió en una suerte de trámite desganado, por momentos desalentador, que terminó con una victoria trivial, pese al 4-0, sin conclusiones positivas, para seguir con el pleno de puntos en la fase de clasificación para la Eurocopa, virtualmente resuelta para la selección.

Después del homenaje de El Molinón a Quini, para dedicarle un triunfo a Luis Enrique, en su casa, tras la pérdida de su hija, por la que se guardó un minuto de silencio, un afligido Robert Moreno presentó una alineación con nueve cambios (repitieron Rodrigo y Ramos, que sigue sumando internacionalidades, hasta la 167).

El dominio territorial y del balón de España fue absoluto desde el primer minuto, una exageración retorcida de los partidos que han atormentado a la selección en el último lustro: ante un equipo parapetado en defensa, sin más objetivos que interrumpir el juego rival. 

Sin verticalidad

La obsesión del seleccionador de que su equipo sea profundo y convierta la circulación en disparos, quedó diluida ante la acumulación de efectivos de Islas Feroe. El equipo no desplegó la verticalidad, la profundidad y el dinamismo con el que ganó en Rumanía, fue una victoria por derribo. 

La primera ocasión la generó Suso de la nada, el primer gol llegó, antes del cuarto de hora, tras un barullo en la frontal del área feroesa, que terminó con un dos españoles contra el portero que resolvió Rodrigo, en fuera de juego, tras el toque de Oyarzabal. 

El juego no mejoró y España siguió trabada en intentos de atravesar por la zona central el frondoso bosque que planteó el rival, sin gran presencia de los laterales, los únicos ocupantes de las bandas. 

Empate a un disparo

Islas Feroe igualó las estadísticas de disparos a puerta a la media hora: 1, mientras el partido de España transitaba desde el aburrimiento hasta el desencanto. Con el leve despliegue feroés se destapó Thiago, responsable del atisbo de peligro que generó España para completar una decepcionante primera parte. 

España salió más animosa en la segunda parte, robó algún balón y disparó a puerta, hábitos perdidos en el primer periodo que, con poco, generaron otro gol para España. Rodrigo corrió por la banda, entró en perpendicular al área, su disparo cruzado entró, tras tocar en un defensa feroés, y el valencianista celebró con rabia el gol. 

Aparición de Alcácer

Con el 2-0, la selección recuperó cierta amplitud y velocidad, con el rival cada vez más entregado y con menos fe en su labor defensiva, pero la mejor ocasión fue feroesa, gratitud de un error de un Ramos que destacó en el partido por buscar anotar un gol.

Ya en el tramo final, Paco Alcácer tuvo tiempo para ampliar su idilio con el gol en la selección (12 goles en 17 partidos) con dos tantos para adecentar el resultado.

Ficha del partido:

ESPAÑA             4

ISLAS FEROE    0

España: De Gea (6); Carvajal (5), Ramos (4), Hermoso (5), Gayà (6); Parejo (4), Rodrigo Hernández (6), Thiago (7); Oyarzabal (5), Rodrigo Moreno (6), Suso (6). Técnico: Robert Moreno (5). Cambios: Alcácer (7) por Oyarzabal (m. 60), Sarabia (5) por Suso (m. 67), Unai Núñez (sc) por Ramos (m. 83)

Islas Feroe: Nielsen (6); Vatnhamar (5), Vatnsdal (4), Gregersen (6), Baldvinsson (6), Davidsen (5); Edmundsson (5), Hendriksson (6), Hansson (5), Bjartalío (6); Olsen (5). Técnico: Lars Olsen (6). Cambios: Eriksen (8) por Baldvinsson (m. 54), Bartalsstovu (8) por Edmundsson (m. 65), Egilsson (sc) por Olsen (m. 86)

Goles: 1-0 (m. 12) Rodrigo remata sin oposición tras un pase de Oyarzabal. 2-0 (m. 49) Rodrigo con un tiro cruzado. 3-0 (m. 89) Alcácer remata un centro de Thiago. 4-0 (m. 92) Alcácer de cabeza.

Árbitro: Krzysztof Jakubik (7), polaco.

Tarjetas: Thiago (m. 43), Ramos (m. 71)

Estadio: El Molinón. Espectadores: 23.644