Ir a contenido

Mundial de Francia

La explosión del fútbol europeo acorrala a Estados Unidos

Siete de las ocho mejores selecciones eran europeas y por primera vez no había ninguna representante de Asia

La mejora de las ligas nacionales ha provocado un cambio en la escena internacional en solo cuatro años

Mamen Hidalgo

Las jugadoras holandesas celebran el segundo tanto en los cuartos ante Italia

Las jugadoras holandesas celebran el segundo tanto en los cuartos ante Italia / TOLGA BOZOGLU (EFE)

Solo Estados Unidos aguanta el tirón de Europa. Las norteamericanas, presentes en todas las fases finales de los Mundiales desde su origen en 1991, se han visto en Francia 2019 acorraladas por el auge europeo que ha roto con el dominio de América y Asia. En cuartos de final, la selección de Jill Ellis—que eliminó a España—ha competido con la anfitriona por mantenerse como única opción 'outsider'. Y también la ha superado. Siete de las ocho mejores selecciones pertenecían al viejo continente (Países Bajos, Inglaterra, Noruega, Alemania, Suecia, Francia e Italia), dejando unas semifinales inéditas, donde no estarán equipos como Japón, China, Australia o Canadá. 

La sorpresa de Italia, el auge de Países Bajos, la consolidación de Inglaterra y la fuerza de la anfitriona han supuesto un revulsivo para unos Mundiales que hasta ahora estaban dominados por Norteamérica y Asia, si acaso con algún espacio para Brasil o Australia. Estados Unidos ha ganado tres Mundiales, pero ninguno de ellos en Europa. Para hacerlo por primera vez, tendrá que superar a Inglaterra y a la otra europea que domine la semifinal entre Países Bajos, que superó este sábado a Italia por 2-0,  y Suecia, vencedora ante Alemania por 2-1.

"Como aficionada al fútbol, me gustaría ver más diversidad a estas alturas del campeonato", decía esta semana la veterana jugadora estadounidense Tobin Heath. "El fútbol europeo a veces es aburrido, y será difícil ver distintos estilos". Unas declaraciones polémicas que situaron el foco en lo rodeadas que estaban, pasando de tres cuartofinalistas a siete en apenas cuatro años, después de que en Canadá 2015 llegaran a esta fase China, EEUU, Japón y Canadá. 

Francia 2019 es el primer Mundial sin un equipo asiático en cuartos tras la caída de Japón y China. Un deporte tradicionalmente popular en Asia y Norteamérica, ha visto cómo en el último ciclo mundialista las grandes potencias del fútbol masculino se han puesto las pilas también en el femenino con una clara apuesta a través de las ligas domésticas y de clubes importantes como Lyon, PSG, Wolfsburgo o Barcelona además de los recientemente creados Manchester United (Inglaterra) y Juventus de Turín (Italia). 

Tres países son clave en este cambio. Primero Inglaterra, que ya dio la sorpresa en 2015 terminando en tercer lugar, un puesto que provocó un cambio generacional en su país, donde se ganaron el foco mediático. De la mano de Phil Neville y con un equipo férreo, con pocas carencias, buscan dar un nuevo salto y colocarse en una final histórica para las 'Lionesses'. Después la consolidación de Países Bajos, campeona de Europa en 2017 y que de la mano de Lieke Martens quiere ser una alternativa a Francia o Alemania. Y por último con Italia, que se ha convertido en la gran sorpresa de este torneo al superar un grupo muy complicado con Brasil y Australia, y eliminar a China en octavos de final. 

2023 medirá el crecimiento real del fútbol en Europa con las apuestas locales que tendrán como novedad, además, la apuesta de un Real Madrid que elevará el nivel de la Liga Iberdrola y la consolidación de Juventus y Manchester United que harán lo propio en sus competiciones. "Cuando tu liga es realmente fuerte, sabes que tu equipo nacional también va a mejorar", dijo la estrella holandesa Vivianne Miedema. "El mejor ejemplo es Italia, pusieron mucho dinero a través de Juventus y un par de equipos más, y el resultado lo tienes en el Mundial". 

Un crecimiento con el objetivo de hacer que el continente europeo sea también el más potente. "El fútbol femenino depende de ustedes para sobrevivir", decía la legendaria Marta tras caer eliminada con Brasil. "Hay que llorar al principio para sonreír al final". Un mensaje de urgencia para Brasil que bien podría dirigirse a las potencias que en esta ocasión se han quedado por el camino. ¿Aguantarán el golpe?

Europeas en cuartos de final

  • 1991: China, AlemaniaDinamarca, Taipei, SueciaNoruega, EEUU e Italia.
  • 1995: China, Rusia, NoruegaSuecia, EEUU, Brasil, Nigeria, Alemania.
  • 2003: China, Canadá, Noruega, Brasil, EEUU, SueciaAlemania, Rusia. 
  • 2007: China, Brasil, Australia, Alemania, Corea del Norte, EEUU, InglaterraNoruega.
  • 2011: Japón, Australia, InglaterraFranciaAlemaniaSuecia, Brasil, EEUU.
  • 2015: China, EEUU, Australia, Japón, InglaterraFrancia, Canadá, Alemania
  • 2019: EEUU, Noruega, Inglaterra, Países Bajos, Alemania, Italia, Suecia, Francia