Ir a contenido

LA SITUACIÓN DE LA ENTIDAD BLANQUIAZUL

La zozobra del Espanyol

El Espanyol más frágil se asoma al precipicio después de sufrir 9 derrotas en los 10 últimos partidos de Liga

Chen afronta la crisis en una semana clave con la vuelta de la Copa en Sevilla y la visita a un Villarreal herido

Raúl Paniagua

Rubi (derecha) se lamenta junto a Rosales en el partido de este domingo contra el Madrid.

Rubi (derecha) se lamenta junto a Rosales en el partido de este domingo contra el Madrid. / AP / JOAN MONFORT

La última derrota ante el Madrid ha agravado aún más la herida de un Espanyol que no encuentra la pócima para recuperar las sensaciones del inicio de curso. Perder contra el equipo blanco no debería suponer un drama, pero cuando se sufren 9 derrotas en 10 partidos resulta evidente que el problema es más profundo.

Aquel equipo que llegó pelear por el liderato con el Barça se acerca peligrosamente a la zona de descenso en una semana con dos citas claves: la vuelta de los cuartos de la Copa, este miércoles en Sevilla, y la visita al Villarreal del próximo domingo. Dos fiascos podrían quebrar por completo el proyecto de Rubi. Chen Yansheng afronta la crisis en Barcelona, coincidiendo con el cierre del mercado. 

Doble cara

No merece el notable entrenador del Espanyol un adiós prematuro, pero la nefasta marcha del equipo puede traer consecuencias si no se endereza el rumbo automáticamente. La paciencia parece ser el mejor remedio siempre y cuando se cambien algunas cosas. En otras plazas, como por ejemplo el Valencia, el técnico estuvo al borde del despido. La cúpula mantuvo a Marcelino y su equipo empieza a acercarse a su lugar natural por talento y plantilla. En el Espanyol se desea algo similar.

Borja Iglesias, tendido en el césped en el partido del domingo contra el Madrid / EFE

La doble cara mostrada en esta Liga ha llevado a los pericos a situarse muy cerca de la zona de alarma. El cambio radical de prestaciones se observa perfectamente en casa. El Espanyol ganó sus cinco primeros partidos en Cornellà. Ese 15 de 15 se conquistó con 8 goles a favor y solo uno en contra. Eficacia, solidez y fiabilidad definían a un bloque que ahora marcha a la deriva.

Sangría preocupante

En los cinco siguientes duelos como local el Espanyol solo logró un triunfo, el 1-0 balsámico ante el Leganés en el primer choque del año. Ese balance de 3 puntos de 15 ha venido acompañado de solo 5 goles a favor y 14 en contra. El equipo se descompone con demasiada facilidad. La sangría es preocupante.

En las tres últimas derrotas el conjunto catalán ha regalado demasiado. Sin concentración atrás ni fortaleza en el medio es imposible subsistir. El 3-2 en Anoeta, el 3-0 en Ipurua y el 2-4 ante el Madrid en Cornellà ha contribuido a poner de relieve las grietas de un Espanyol que se tambalea.

El mensaje del capitán

"A lo largo de la temporada hay distintas dinámicas. En las primeras 11 jornadas hicimos muchos puntos y, ahora, muchos menos. Hay siete u ocho equipos en muy poco margen de diferencia. Esto se cambia con un par de resultados positivos", reflexionó este lunes el capitán Javi López. "Es el momento de sumar todos. Sabemos dónde podemos mejorar y a partir de ahí todo se solucionará", agregó el lateral andaluz.

"Puliendo detalles y recuperando a gente saldremos adelante. Estoy seguro", dice Rubi

Esa confianza preside también el discurso del técnico, que vive su primera experiencia en Primera después de 18 años de esfuerzo. En Huesca también pasó por una racha negativa que no le impidió lograr el ascenso el año pasado. En el Espanyol no puede esperar más. Toca cambiar el rumbo. "Estoy convencido de que puliendo detalles recuperando gente este equipo saldrá adelante. Estoy seguro. Estamos pasando un tramo de calendario muy duro y haciendo un esfuerzo para jugar cada tres días", valoró Rubi, que fue respaldado por Rufete, el director de fútbol profesional. "Tiene nuestro apoyo para seguir. Desde el día día seguimos valorando mucho su faena, implicación e ilusión".

Tabla de salvación

La Copa aparece como tabla de salvación para levantar el ánimo, pero el 1-1 de la ida en Cornellà tampoco invita demasiado al optimismo. Una eliminación dolorosa en Sevilla dotaría de más dramatismo al choque del domingo en Vila-real.

El 'submarino amarillo' vive momentos de zozobra y recibirá a los pericos obligado a vencer. Será el primer rival de la zona baja de una serie que se completará con tres duelos en casa contra RayoHuesca Valladolid. Son rivales propicios para levantar el vuelo pero también peligrosos. La afición ya no perdonará más tropiezos. 

Llega el delantero chino Wu Lei y se negocia la venta de Baptistao

Era una de las pretensiones de Chen Yansheng y al final se cumplió. Tres años después de su desembarco en el Espanyol, el dueño de Rastar Group ha traído a un compatriota. Se trata de Wu Lei (Nanjing, 27 años), delantero del Shanghai SIPG FC. Ganó la Bota de Oro de la Superliga China en el 2018 y las cinco temporadas anteriores fue también el máximo goleador chino de la competición. Lucirá el dorsal 24 y será presentado este martes.

La dirección deportiva llevaba tiempo siguiendo a Wu Lei, que estuvo en la órbita de la Premier. Debutó como profesional con 14 años y ha desarrollado toda su carrera en Asia. "Es una de las apuestas  más importantes de la historia moderna del Espanyol", aseguró el club. Los medios asiáticos afirman que sufrió una lesión en el hombro en la Copa de Asia y no descartan que tenga que ser operado. La idea del club es que fuerce hasta final de temporada. 

La llegada de Wu Lei podría significar la salida de Baptistao, que está cerca del Shanghai Shenhua, el equipo dirigido por Quique Sánchez Flores. Las negociaciones están avanzadas. El Espanyol espera recibir seis millones de euros por el traspaso.