Ir a contenido

Sergi Mingote se prepara para su próximo doble reto

El alpinista realiza las últimas pruebas físicas en el CAR antes de partir hacia Nepal el 6 de septiembre

Aitana Glasser

Sergi Mingote se somete a pruebas de esfuerzo en el CAR de Sant Cugat.

Sergi Mingote se somete a pruebas de esfuerzo en el CAR de Sant Cugat. / JORDI COTRINA

Tras regresar hace menos de un mes de su primer doble ascenso al Broad Peak y al K2, el alpinista paretano Sergi Mingote se prepara ya para el que será su próximo destino, Nepal, donde intentará coronar dos cimas más de los seis ochomiles que se propone ascender en un año, en un intento de batir un récord Guinness a través del 3x2x8000 Solidary Project.

El vertiginoso ritmo de este gran reto y la continuidad del mismo han hecho que Mingote se convierta en el perfecto objeto de estudio para los especialistas en medicina deportiva, que pueden investigar, a través del análisis del montañero de Parets del Vallès, acerca de los efectos que produce sobre el cuerpo humano una exposición reiterada a las alturas y a la falta de oxígeno.

Sergi Mingote, en plenas pruebas. / JORDI COTRINA

Para ello, profesionales del Centre d'Alt Rendiment (CAR) de Sant Cugat, realizan un seguimiento de su evolución, probándole y analizándole antes y después de cada expedición. A una semana de partir hacia el Manaslu (8.163) y el Dhaulagiri (8.167) han vuelto a hacerlo, extrayendo de nuevo unas conclusiones muy positivas.  

Sobre una cinta y bajo la atenta mirada del doctor Joan Riera y la enfermera Núria Gómez, Mingote ha repetido la misma prueba de esfuerzo que realizó hace menos de un mes, además de una prueba de salto y una toma de medidas antropométricas, que servirá para comprobar los cambios en el físico del paretano.

Los resultados obtenidos, junto con todos los datos proporcionados por Mingote y recogidos durante la expedición, servirán para valorar el impacto físico de la travesía y para hacer, si es necesario, cambios en su rutina y su dieta. Pero además, los datos sobre la saturación de oxígeno y el pulso en altura -entre otros- servirán para extraer conclusiones y realizar estudios extrapolables a otras disciplinas.

Recuperación perfecta

"Aunque es el caso de una persona concreta y con experiencia –explica el doctor-, los resultados son muy interesantes y pueden aplicarse a otras personas, sobre todo en el ámbito de la nutrición". Y precisamente este es uno de los aspectos que más ha cuidado Mingote, gracias a la ayuda de la doctora Vicky Pons, jefa del Departamento de Fisiología y Nutrición del CAR, que ha sido la encargada de preparar y hacer el seguimiento del paretano durante la expedición.

Una estricta dieta que, unida a la suplementación, han garantizado al paretano "la cobertura de micronutrientes que necesitaba" y le han ayudado "a mejorar el trabajo de fuerza y resistencia aeróbica, lo que le permitía tener más posibilidades y recursos a nivel de condición física". Pese a introducir pequeñas variaciones, los doctores han valorado muy positivamente el resultado de las medidas pautadas en ambos ámbitos –físico y nutricional-, por lo que repetirán la estrategia en este viaje.  

"Las informaciones extraídas son muy buenas", asegura el Dr. Riera, y muestran "de manera objetiva" algo que el mismo Mingote ya nota: que su cuerpo se ha recuperado perfectamente y a tiempo, y que está ya en las mismas condiciones físicas que cuando se fue la primera vez. Con el visto bueno de los profesionales y su preparación física y mental, Sergi Mingote pondrá rumbo a Nepal el próximo 6 de septiembre, con el objetivo de volver a repetir el éxito cosechado en julio y seguir sumando cimas a su gran reto deportivo y solidario.

Temas: Montañismo

0 Comentarios
cargando