Ir a contenido

REACCIONES

La generación de De Bruyne se reinvindica

El seleccionador belga, Roberto Martínez, destaca que "hemos ganado por el deseo y la voluntad de los jugadores"

Emilio Pérez de Rozas

De Bruyne se abraza a Lukaku tras la victoria sobre Brasil.

De Bruyne se abraza a Lukaku tras la victoria sobre Brasil. / Ap / Francisco Seco

Como señaló al término del partido el español Roberto Martínez, ‘Bob’ para los amigos y los hinchas ingleses, no será la generación de Cristiano Ronaldo, ni la de Leo Messi, ni los amigos de Neymar los que tendrán opción de celebrar la conquista del título mundial. "Será esta generación que hay en Bélgica que viene trabajando de firme, muy duramente, en busca de un éxito exactamente como este, en un escenario precioso, frente a todo un pentacampeón. Hemos ganado por el deseo y la voluntad de los jugadores, pero solo estamos en semifinales y vinimos a Rusia a conquistar el título”.

El hombre que lleva días sonando como posible nuevo seleccionador español reconoció ante el micrófono de FIFA TV que el partido fue, como esperaban, durísimo. "Brasil es un magnífico equipo y más en un Mundial, pero los chicos han hecho un gran trabajo y han dado una satisfacción a toda Bélgica, un país que, a menudo, no cuenta en los pronósticos pero cuya selección lleva muchos encuentros sin perder y mentalizada de que esta puede ser su Copa del Mundo”.

‘Bob’, que tiene en el exgoleador azulgrana Thierry Henry a su ayudante más cercano (vaya, Henry se enfrentará ahora a su Francia natal en la semifinal del próximo martes), elogió la disciplina de sus jugadores. “Han sido muy valientes pues, tras el planteamiento ofensivo de siempre de la primera parte, con tres centrales, hemos sabido entre todos retorcar el equipo y hacernos fuertes en la segunda parte”.

Lamentos en Brasil

Mientras Roberto Martínez, catalán, cuya familia compartió con sus vecinos de Balaguer (Lleida) la euforia del triunfo bajo un escudo del Everton, Joao Miranda, defensa de Brasil, reconoció los méritos de Bélgica para ganar "porque han sabido aprovechar sus ocasiones y tiene jugadores de calidad y experiencia". Cómo no, Miranda expresó “la gran tristeza que tenemos todos los jugadores de la ‘canarinha’, porque luchamos hasta el final y más allá del minuto 90 pero Bélgica ha hecho un partido muy completo. Esta es una selección muy joven y, seguro, tendremos otra oportunidad en Qatar”.

La eliminación de Uruguay y de Brasil en los cuartos de final de Rusia 2018 supone que, por quinta vez en la historia, las semifinales de una Copa del Mundo las acaparan equipos europeos y no hay ninguno latinoamericano. El campeón, por tanto, será europeo y solo Francia y/o Inglaterra están en condiciones de repetir título.

El partido, sin duda, contó con varios protagonistas de lujo pero, por encima de todos ellos y aunque el galardón de mejor jugador del encuentro se lo llevó el ‘chico de Guardiola’, Kevin De Bruyne, que marcó un golazo, el segundo, la verdad es que el monarca del encuentro no fue otro que Courtois, el portero del Chelsea, que evitó, en seis ocasiones, goles cantados por los jugadores amarillos.

Junto al extraordinario papel de Hazard, la espectacular defensa de tres hombres (Alderweiveld, Kompany y Vertonghen), el tacto y la batuta de De Bruyne y la lucha de Lukaku, que no marcó pero le sirvió el segundo al cerebro del City, lo cierto es que el últimos 15 minutos fueron de casi gloria para Brasil. Pero, en el 80, Renato falló solo ante el meta belga; como erró también el azulgrana Coutinho en el 83; en el 90, Neymar reclamó un penalti y, en el 93.20, Courtois voló hacia su escuadra izquierda para hacer el paradón de la noche a tiro de ‘Ney’.

Fin del sueño

Brasil se fue a la cama inundado en lágrimas. ‘Lance’, uno de los principales diarios deportivos brasileños, titula en internet: "Fin del sueño". El diario digital ‘Globospoerte’ habla de la "vuelta a casa" de la "canarinha", mientras que el generalista ‘O Estado de Sao Paulo’ apunta el dedo hacia Fernandinho. "Uno de los villanos del 7-1, Fernandinho marcó en propia puerta y decepciona una vez más".

‘Folha’ de Sao Paulo dio protagonismo en su portada a una foto de Neymar tirado en el suelo, con gesto de dolor, y criticó el "bloqueo" de la selección brasileña y sus dificultades para reaccionar tras los dos primeros goles de Bélgica. "La derrota podría haber sido mayor y tenía pinta de 7-1, marcador de la vergonzosa derrota ante Alemania en el Mundial de 2014", dice Folha.

0 Comentarios
cargando