Ir a contenido

DE URUGUAY AL MUNDO

Mates a medida, la nueva moda entre los futbolistas

Griezmann, Messi y la selección uruguaya, entre otros, disponen de termos personalizados de oro y plata

Irati Vidal / Barcelona

Antoine Griezmann con su mate en el Mundial de Rusia

Antoine Griezmann con su mate en el Mundial de Rusia / BENJAMIN CREMEL

Uruguay es fútbol, casta y lucha continua. Pero también mate. En el llamado "el paisito" (así se refieren los uruguayos a su tierra), no hay quien no porte un termo incrustado en el sobaco izquierdo, a modo de termómetro, y una bombilla de mate en la misma mano. La imagen se repite en bares, en la calle, en oficinas y también en el fútbol. Los jugadores de 'La Celeste' aparecen día si y día también con su mate en la mano. Bajan del autobús de concentración y, a diferencia de todos aquellos que lucen un neceser Louis Vuitton, ellos se presentan con un termo que ya es patrimonio mundial.

Porque su pasión por el mate ha ido pasando de futbolista en futbolista hasta internacionalizarse. Griezmann es todo un fan, de la cultura uruguaya y de esta bebida. Por lo que verlo con un termo bajo el brazo no es novedad. Como tampoco lo es ver a Messi. O al alemán Jualian Draxler. El mate ya es de todos. Y los fabricantes Bresciani Platería Criolla, conscientes de la popularidad que está tomando, han sacado rédito de este fenómeno personalizando los termos de los futbolistas.

Del Cebolla al mundo

Bresciani fue fundada en 1922. Y descubierta hace unos meses por el Cebolla Rodríguez, quien al enterarse que existían los mates personalizados mandó a hacer uno con el nombre de su primera hija, Lola, e hizo correr la noticia entre el resto de futbolistas. Desde entonces, todos los charrúas, excepto Naithan Nández, lucen termos y bombillas personalizadas por esta platería uruguaya. Termos que, bañados en oro y plata, cuestan alrededor de 600 dólares por unidad (entre 300 y 400 el mate y 200 la bombilla).

Cavani tiene uno en el que aparece un ciervo y la inscripción 'Edi' en oro. Nicolás Lodeiro lo personalizó con la Copa LibertadoresCarlos Tévez encargó uno para él y otro para su mujer. El 'Mono' Pereira hizo retratar una casa. Y José María Giménez mandó realizar uno en el que se pude leer "Toledo, kilómetro 23". Los uruguayos presumen de su termo personalizado en oro y plata. Pero no son los únicos. Porque Bresciani se ha popularizado y extendido.

Bombilla de mate de Luis Suárez / bresciani platería criolla

De hecho, Griezmann tiene un termo con el escudo de Uruguay, el que lucirá antes del decisivo cruce de cuartos ante los charrúas. Se lo regaló GodínLuis Súarez, que es el único que los pide a través de un intermediario, no fue menos y encargó uno para Leo Messi con los nombres de su familia y la bandera de argentina. Daniel Sturrige, Julian Draxler, Augusto Fernández, Éver Banega, Di Maria e Icari, entre otros, también se han sumado a la moda.

0 Comentarios
cargando