Ir a contenido

JUEGOS MEDITERRÁNEOS

Vergnoux sobre Mireia Belmonte: "No va bien, estamos preocupados"

El entrenador de la campeona olímpica explica que sufre mareos y que está en manos de los médicos, los fisios y el preparador mental

Un plano de Mireia Belmonte en la cita de los Juegos Mediterráneos 

Un plano de Mireia Belmonte en la cita de los Juegos Mediterráneos  / Roger Segura

 Fred Vergnoux, entrenador de Mireia Belmonte, reconoció estar preocupado porque la nadadora española "no va bien" en competición, y este sábado, en su debut en los Juegos Mediterráneos, solo pudo lograr una plata en los 800 metros libre.

"Mireia ha hecho un buen 800. La marca es buena, porque ha nadado cinco segundos más rápido que en el Open de Málaga. Luego, en el 400 estilos, ha salido bien pero después se ha encontrado sin fuerzas. Hace casi un mes que está con este problema. Entrena de puta madre y, cuando viene el momento de subir la intensidad en competición, no va bien y tiene muchos mareos", desveló Vergnoux.

En esos 400 estilos, la campeona olímpica de 200 mariposa acabó penúltima, muy lejos de su compatriota Catalina Corró, que logró el oro batiendo el récord de la prueba (4:39.42).

El preparador francés explicó que "los médicos de la federación, los del CAR, los fisios y el preparador mental" trabajan con Belmonte "para saber qué es lo que le pasa".

"Estamos muy preocupados, pero estamos en ello", insistió Vergnoux, quien explicó que la nadadora catalana está "bastante enfadada", porque ve que "no pude sacar en competición todo lo que tiene dentro y no sabe por qué".

Y es que, según su técnico, el problema de Mireia no es que esté trabajando menos en los entrenamientos, al contrario, sigue ejercitándose a un grandísimo nivel.

Mucha ambición

"Ella tenía muchas ganas de hacer un buen papel en estos Juegos, tenía mucha ilusión y ambición por competir en casa. El miércoles hizo un entreno espectacular, parecía que aquí íbamos a reventar todo, y es otro palo. A ver cómo lo arreglamos", se lamentó Vergnoux.

Mireia Belmonte se marchó decepcionada y sin querer hacer declaraciones de la Piscina Olímpica de Campclar. Ni siquiera le consoló llevarse la plata del 800 libre.

Este domingo tendrá una nueva oportunidad y Vergnoux parece resignado: "No sabemos qué es lo que pasa. Habrá que esperar a que salga cuando toca, que es Glasgow (en los Europeo de este verano)", sentenció.

0 Comentarios
cargando