Ir a contenido

TRIUNFO AGÓNICO

Kane devuelve la respiración a Inglaterra

El capitán marcó en el tiempo añadido una segunda jugada de córner que castigó el enésimo despiste de Túnez

Joan Domènech

Harry Kane corre eufórico tras marcar el 1-2 de Inglaterra a Túnez.

Harry Kane corre eufórico tras marcar el 1-2 de Inglaterra a Túnez. / FRANCIS R MALASIG

Francia e Inglaterra comparten el honor de ser las dos únicas favoritas que han salvado el debut como Dios manda. Ganando con más pena que gloria, pero son las únicas que pueden decirlo. Agónicamente, sufriendo, los indecible, tienen el valioso 3 en el casillero.

El VAR echó una mano a Francia y Harry Kane dio un toque de humanidad al triunfo de Inglaterra, aunque fuera en el tiempo añadido. Aunque fuera en una segunda jugada de un córner. Como el primer gol, que encarrilaba una victoria que no se consumó hasta después del minuto 90, en otro error defensivo tunecino.

Un mal vino espumoso

Inglaterra había perdido toda la efervescencia al comienzo, como un mal vino espumoso, porque en la reanudación no mostró el ímpetu inicial, avasallador, cuando lanzaba misiles al área. Túnez, demasiado proclive al despite, siguió erre que erre y el último córner castigó su enésima distracción.

Piña de los jugadores ingleses tras el primer gol de Kane. / ROBBIE JAY BARRAT (GETTY)

A la Inglaterra de los tres centrales le sobraron dos para evitar apuros en el estreno, mientras que los cuatro defensas de Túnez parecieron siempre insuficientes para contener los ataques británicos y, sobre todo, impedir balones francos de remate en el área. En los balones cruzados y en los centros fueron una calamidad; tuvieron suerte de que los delanteros les igualaron en torpeza, en particular Jesse Lingard, que recordará (y le recordarán) el primer tiempo que hizo. Merecedor de empapelar Manchester (el sector rojo del United) con las portadas de los tabloides. Su compañero Rashford limpió el honor del club al revitalizar el ataque con su insuficiente inspiración. 

A los defensas ingleses les costó más pasar que despejar, incluso sin presión. Ni Walker ni Stones estuvieron más finos que Maguire, como si no hubieran aprendido nada con Guardiola, cuando menos en dar el balón en ventaja al compañero. Maguire, central del Leicester, solo dio buenas noticias volando en las pelotas aéreas de remate gracias a su altura. Como toda la vida. Igual que en el siglo XIX.

Placajes a Kane

Los placajes en la estrategia fueron más férreos con Kane, que por algo llevaba el 9 que identifica al delantero centro. Ni una remató Kane después de gol, que fue una segunda jugada, hasta el minuto 92. En todas acababa en el suelo. El asistente del VAR no creyó conveniente avisar ni una vez al colombiano Roldán, que en cambio consideró penalti un brazo extendido de Walker para obstaculizar a Ben Youssef F. Sassi se arrodilló para dar las gracias a esa gran oportunidad, maravillosa, única, solitaria, para chutar Pickford.

Sassi, arrodillado, muestra su felicidad tras empatar de penalti. / ROMAN PILIPEY (eFE)

Ni en ese momento consideró Túñez que podría arañar el punto que había reconquistado. Aunque había superado los peores momentos, hubo más ocasiones de inglesas, y Lingard tiró al poste para salvar una mala salida de Ben Mustapha, el meta suplente africano. Repitió el error en un córner, pero chocó con Stones y quedó disculpado y exonerado por la falta de ataque.

Túnez, 1 - Inglaterra, 2 

Túnez: Hassen (s. c.); Bronn (6), Ben Youssef S. (5), Meriah (5), Maaloul (6); Ben Youssef F. (6), Sassi (5), Skhiri (5), Badri (6), Sliti (6); Khazri (4).

Técnico: Nabil Maaloul (6).

Cambios: Ben Mustapha (6) por Hassen (m. 15); Ben Amor (s. c.) por Sliti (m. 73); Khalifa (s. c.) por Kahzri (m. 84).

Inglaterra: Pickford (5); Walker (6), Stones (6), Maguire (6); Trippier (6) Henderson (6), Young (5), Lingard (4), Dele (5); Kane (8), Sterling (4).

Técnico: Gareth Southgate (6).

Cambios: Rashford (7) por Sterling (m. 68); Loftus-Cheek (s. c.) por Dele (m. 79). Dier (s. c.) por Lingard (m. 93).

Goles: 0-1 (m. 11) Kane aprovecha un rechace de una gran parada de Hassen. 1-1 (m. 35) Sassi transforma un penalti. 1-2 (m. 92) Kane desvía con la cabeza un remate fallido de Maguire.

Árbitro: Wilmar Roldán (4), colombiano.

Tarjetas: Walker (m. 33).

Estadio: Arena de Volvogrado.

0 Comentarios
cargando