Ir a contenido

LA SEGUNDA CITA DEL GRAND SLAM

García, Rahm y Cabrera jugarán juntos las dos primeras vueltas del Open de EEUU

El estadounidense Dustin Johnson encabeza la lista de favoritos en el campo de Shinnecock Hills

Luis Mendiola

Sergio García practica el putt junto a su nuevo cadi antes del inicio del Open de EEUU

Sergio García practica el putt junto a su nuevo cadi antes del inicio del Open de EEUU / Julie Jacobson (AP)

Sergio García, Jon Rahm y Rafa Cabrera-Bello jugarán juntos las dos primeras jornadas de la 118 edición del Abierto de Golf de Estados Unidos, que se disputará a partir de este jueves en el campo de Shinnecock Hills, al este de la ciudad de Nueva York. Los tres aparecen entre los aspirantes que pelearán hasta el domingo por el segundo Grand Slam de la temporada tras el Masters que se jugó en abril, en el que se coronó  Patrick Reed y por el que Rahm peleó hasta el último momento, acabando cuarto.

El estadounidense Dustin Johnson, que ha recuperado esta semana el número uno mundial, con su victoria en Memphis, en el Fedex St Jude Classic, es quien encabeza la lista de favoritos para la casa de apuestas, en las que aparece también Rory McIlroy, Justin Thomas y también el renacido Tiger Woods, el hombre de los 14 títulos del Grand Slam, al que siguieron miles de aficionados en su vuelta de entrenamiento.

Cambio de rutina

"Poder jugar con Rafa y Sergio será divertido. Estamos deseando que pase, será casi como un Open de España”, explicó Rahm, que a sus 22 años es el más joven del trío de golfistas españoles inscritos en el torneo y el mejor colocado en el ránking mundial con su quinto puesto gracias a una victoria en Estados Unidos y otra en el Open de España en lo que va de 2018.

Rahm llega a la cita con un cambio de rutina en su preparación de los grandes, fruto de la experiencia que ha vivido en sus dos años como profesional. “He hecho un poco lo contrario de lo que hice en los grandes del año pasado, en los que trabajé mucho en los días previos y luego llegué a los torneos y no salió bien. En Augusta, este año me lo tomé mucho más calmado, más relajado. Salí a intentar disfrutar y salió bien”, desveló.

En la semana previa al torneo, el golfista de Barrika se ha dedicado a disfrutar de la ciudad de Nueva York, ir a algún buen restaurante y a ver un espectáculo de Bruce Springsteen en Browadway que calificó como “lo más increíble que he visto en mi vida”, en declaraciones a Ten-Golf.

Nuevo cadi

Sergio García, ganador del Masters de 2017, también está "con ganas del partidito" del jueves y el viernes entre los tres españoles, según explicó en declaraciones a la agencia EFE. "Recuerdo que es un campo dificilísimo, muy duro y muy rápido", dijo García, el único de los tres que jugó el Abierto de Estados Unidos en Shinnecock Hills en 2004, cuando ganó el sudafricano Retief Goosen con un total de -4.

El jugador castellonense, que afrontará esta semana su major número 73, la racha más larga de un jugador en activo, competirá al lado de un nuevo cadi, Mark Chaney, que ocupará la plaza de Glenn Murray, que le ha acompañado prácticamente durante toda su carrera.

Rafa Cabrera, que llega a Shinnecock Hills en el puesto 24 del ránking mundial, también considera que será una "bonita experiencia" compartir partida con sus amigos en un campo de exigente recorridos, con 'greens' muy duros y que suele verse azotado por fuertes ráfagas de viento del Atlántico, que llevan la dificultad al grado máximo.

0 Comentarios
cargando