Ir a contenido

EL PRIMER GRANDE DEL GOLF

Sergio García 'tira' el Masters en el hoyo 15

El vigente campeón necesita 13 golpes en un par 5 tras caer cinco veces al agua

Joan Carles Armengol

Sergio García contempla, compungido, el fatídico lago del hoyo 15.

Sergio García contempla, compungido, el fatídico lago del hoyo 15. / AP / David J Phillip

Mazazo inesperado y dramático para Sergio García, el defensor del título, en la primera jornada del Masters de Augusta, el primer grande del año. El golfista español tiró prácticamente a la basura sus opciones de revalidar el título al caer cinco veces al agua en el hoyo 15, un par 5 de 485 metros, en el que necesitó 13 golpes para embocar la bola. Nada menos que un 8 sobre el par del hoyo que le ha condenado momentáneamente a la penúltima posición, con un +9 final.

El jugador de Borriol (Castellón), de 38 años, quería ser el cuarto jugador capaz de repetir títulos dos años consecutivos, cosa que solo han hecho Jack Nicklaus (1965-66), Nick Faldo (1989-90) y Tiger Woods (2001-02). Ya no podrá ser. Sergio García llevaba una vuelta muy normal (2 sobre par) hasta el hoyo 14, pero ahí llegó el fatídico 15, un rápido green protegido por delante por un lago y con un 'rough' absolutamente pelado. El español ha lanzado cinco veces desde la calle, y cinco veces ha encontrado green, pero la bola ha ido rodando hasta caer al agua. Finalmente, García ha conseguido que la bola se mantuviera cerca de la bandera, pero solo para firmar un 13, la peor puntuación de siempre en ese hoyo.

El negativo récord de golpes en el hoyo 15 lo compartían hasta este jueves tres jugadores, con 11 goles. Se trata del japonés Jumbo Ozaki (1987), el estadounidense Ben Crenshaw (1997) y el español Ignacio Garrido (1999). En otros hoyos, dos jugadores habían igualado el 13 de este jueves de García: Tom Weiskopf en el 12 (un par 3) en 1980 y Tommy Nakajima en el 13 (un par 5) en 1978.

Se da la circunstancia que, en la última vuelta del año pasado, Sergio García anotó un 'eagle' (dos bajo par) en ese hoyo 15 que este jueves le ha supuesto enterrar sus opciones de enfundarse de nuevo este año la chaqueta verde de campeón. En ese 2017, en cambio, le catapultó a su primera victoria en un torneo del Grand Slam.