Ir a contenido

DECISIÓN MUNICIPAL

Marta Domínguez se queda sin estatua en Palencia por su pasado con el dopaje

La exatleta y exsenadora del Partido Popular también ha perdido la titularidad del pabellón municipal palentino

El lugar donde estaba la estatua tras la actuación este lunes de los servicios municipales de Palencia. / A. Álvarez (EFE)

El lugar donde estaba la estatua tras la actuación este lunes de los servicios municipales de Palencia.
La estatua, en una imagen de archivo.

/

El Ayuntamiento de Palencia ha retirado este lunes la polémica estatua de la exatleta Marta Domínguez que presidía desde el 2012 el pabellón municipal de deportes, y que se había mantenido impasible ante la sucesión de reveses judiciales que sacudían a su homenajeada tras denuncias y condenas por dopaje.

La escultura fue descubierta el 1 de febrero del 2012 rodeada por la polémica y con la ausencia del escultor, Luis Alonso, después de que la entonces campeona mundial de 3.000 metros obstáculos y senadora del PP mostrara su desacuerdo con el resultado estético de la obra.

Escultura de bronce

Aquella escultura de bronce con la que se quiso homenajear a "la mejor deportista femenina de la historia", tal y como afirmó durante la inauguración el alcalde de Palencia, Alfonso Polanco, subrayaba el reconocimiento de los palentinos a Marta Domínguez que ya entonces ponía nombre al pabellón municipal de deportes.

Marta Domínguez / (archivo)

No hacía mucho que se había iniciado la Operación Galgo -Marta Domínguez fue detenida el 9 de noviembre del 2011-, pero Palencia entera creía en la presunción de inocencia de la que era su mejor embajadora. Sin embargo, las continuas informaciones judiciales en torno a su carrera deportiva hicieron tambalear la imagen de la atleta entre los suyos, incluidos los de su partido, que la retiraron de las listas del PP de Madrid pocos días antes de conocerse la decisión del Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS). Sin embargo, siempre ha salido airosa de su relación con Eufemiano Fuentes, ya que se la vinculó con la operación Puerto.

Tres años de castigo por dopaje

Fue en noviembre del 2015 cuando el TAS hizo pública su decisión de sancionarla durante tres años por dopaje y anular todos los resultados obtenidos desde el 5 de agosto del 2009 hasta el 8 de julio de 2013. De este modo, Domínguez perdió  las medallas de oro y plata que había ganado en Berlín y en el Europeo de Barcelona, pero también el apoyo de los palentinos y de sus instituciones que empezaban a cuestionarse si merecía todos los honores que le habían regalado: la medalla de oro de Palencia, el nombramiento de hija predilecta, el nombre del pabellón municipal de Deportes, una calle y la escultura.

El TAS le impuso tres años de sanción y se le vinculó con las operaciones antidopaje denominadas Puerto y Galgo

Los grupos municipales empezaron a mirar con lupa todos estos reconocimientos para ver si se ajustaban al Reglamento de Honores y Distinciones del Ayuntamiento de Palencia, y en enero del 2016 Ganemos presentó una moción para que se retirara el nombre del pabellón, pero no salió adelante porque solo consiguió el apoyo del PSOE.

Pabellón sin su nombre

Mientras se mantenía el debate en el Ayuntamiento de Palencia sobre honores y distinciones, el Consejo Superior de Deportes retiró a Marta Domínguez su condición de deportista de alto nivel y la atleta perdió así su batalla legal con el último varapalo del Tribunal Supremo, que rechazó su recurso para que se condenase a la Asociación Internacional de Federaciones de Atletismo (IAAF) por vulnerar su derecho a la intimidad y a la protección de datos personales.

A pesar de todo, el nombre de Marta Domínguez se ha mantenido - a falta de alguna que otra letra-, durante las obras de ampliación del pabellón que se han prolongado durante 10 meses, y ante la mirada impasible de la escultura de bronce con la cinta rosa en la mano. El pasado viernes el remozado pabellón abrió por fin sus puertas, para acoger el encuentro entre el Chocolates Trapa Palencia y el Levitec Huesca, sin el nombre de Marta Domínguez a la entrada, pero todavía con la escultura que se resistía a marcharse. Ha sido este lunes cuando los operarios municipales se la han llevado del pedestal al que parecía estar aferrada.

0 Comentarios
cargando