Ir a contenido

Quique Sánchez Flores: "Nuestro trabajo es salir de esta tierra de nadie"

El técnico del Espanyol sitúa el objetivo en "quedar entre los 10 primeros" y reconoce la necesidad de "cambiar la inercia"

José María Expósito

Quique Sánchez Flores, pensativo ante el Villarreal.

Quique Sánchez Flores, pensativo ante el Villarreal. / Efe / Toni Albir

El Espanyol acaba la jornada este domingo con un punto más de margen sobre el descenso (a 9), pero sigue sin dar motivos para la ilusión. Quique Sánchez Flores se mostró consciente de ello tras el empate in extremis contra el Villarreal, el tercero consecutivo. "Nuestro trabajo es que el equipo salga de tierra de nadie. Hay una liga muy potente desde el principio y no hemos cabalgado a este ritmo", admitió el entrenador.

El míster situó el objetivo para lo que resta de temporada en "quedar entre los 10 primeros". La décima plaza la ocupa el Celta, que está a solo 5 puntos, aunque con un partido menos. "Estamos a ocho o diez puntos de los que empujan y a cuatro o cinco de dónde no gustaría. Debemos cambiar esta inercia", subrayó.

"Angustia y precipitación"

Respecto al partido de este domingo, Quique lamentó tener que remontar otra vez, como la semana pasada en Balaídos ("Se nos ponen por delante casi siempre y hay que volver al partido", dijo) y admitió las carencias mostradas por su equipo, que jugó "con angustia y precipitación, queriendo llegar al gol antes de merecerlo", aunque destacó que su plantilla "no peridó la cara y aguantó de pie» ante un rival "que juega bien, toca bien y presiona muy alto".