Ir a contenido

Muguruza: "Aún no tengo vestido para bailar con Federer"

La tenista bromea con la gala de campeones y afirma que quiere disfrutar la victoria más que en Roland Garros, que "se pasó volando"

Jaume Pujol-Galceran

Garbiñe Muguruza conecta una derecha durante la final de Wimbledon contra Venus Williams.

Garbiñe Muguruza conecta una derecha durante la final de Wimbledon contra Venus Williams. / REUTERS / TONY O'BRIEN

«Ahora lo primero que haré será ir a comprarme el vestido, no tengo nada», dijo Garbiñe Muguruza pensando en la tradicional cena de campeones. Lo dijo ya en español, cuando los periodistas de la prensa internacional habían abandonado la sala. Relajada, feliz y tranquila, la nueva campeona de Wimbledon no quería que le pasara como cuando ganó su primer Grand Slam en Roland Garros el año pasado. «Quiero disfrutar cada momento que viva porque no pude hacerlo en Roland Garros. Cuando gané allí se me pasó volando y no disfruté lo suficiente. Quiero ser consciente de lo que he conseguido, y disfrutarlo», insistió.

Después de tres semanas intensas de trabajo, «mucho esfuerzo, de partidos muy duros, que los ha habido, de querer  hacerlo bien porque a eso vine dispuesta», Muguruza se mostraba relajada «aunque la adrenalina está aún ahí», decía.

La victoria ante Venus Williams no le venía de sorpresa y así lo destacaba. «Salí a ganar, a creer que podía y, cuando vi la pista cubierta, llena, me dije: 'Qué bien que estoy aquí. Eso es lo que me motiva», explicó. Partidos así son los que siempre ha dicho Muguruza que son por los que juega al tenis. «Quería hacerlo bien, quería aprovechar mi oportunidad, demostrarlo, que hablase mi raqueta», insistió. Alguien le comentó que John McEnroe había valorado su victoria y la había ensalzado. «¿Ahora sí?», dijo con rintintín ante una prensa americana que ya contaba los títulos de Venus Williams.

«BAILAR CON FEDERER»

Estaba orgullosa de cómo había jugado ante la exnúmero 1 estadounidense que, minutos antes, había reconocido: «Muguruza me ha dado una lección para tomar nota».

Muguruza destacó que «esperaba a la mejor Venus». «Sabía que me haría sufrir, pero cuando tuve los dos sets balls en contra no quise hacer un drama. Seguí fuerte», dijo sobre el momento clave del partido.

Ser número 1 no es una prioridad. «Ahí lo tengo... pero si he de ser  sincera prefiero ganar torneos así. Wimbledon es muy especial», comentó. No quería hablar del futuro. «Tener que volver a comenzar es complicado. Vienes de mucha emoción y pensar que jugarás bien todo el año no es fácil». Este sábado solo pensaba en su vestido. Celebrarlo y, si pudiera elegir, «bailar con Federer», aunque la tradición del baile de campeones ya no se hace desde 1976.

0 Comentarios
cargando