Ir a contenido

El Leicester se olvida de Ranieri con un claro triunfo sobre el Liverpool

Dos goles de Vardy y uno de Drinkwater sacan al vigente campeón de la zona de descenso

EL PERIÓDICO / BARCELONA

Los jugadores del Leicester celebran uno de sus goles al Liverpool.

Los jugadores del Leicester celebran uno de sus goles al Liverpool. / EFE / HANNAH MCKAY

Los jugadores del Leicester recobraron el favor de sus seguidores con una victoria convincente sobre el Liverpool (3-1). En una noche que apuntaba a referéndum entre el entrenador destituido, Claudio Ranieri, y sus futbolistas, acusados de propiciar el despido, los fans decidieron entregarse al fútbol y al éxito del presente. El Leicester, dirigidos ahora por Craig Shakespeare, volvió a asemejarse al equipo del 2016 que ganó la liga por primera vez en la historia del club y tomó distancias con el conjunto situado, hasta ayer, en zona de descenso. Vuelve la alegría en el territorio de los foxes.

Ranieri fue recordado con máscaras y numerosos carteles de agradecimiento. "Gracias, Claudio", se pudo leer antes de empezar el partido. Pero en cuanto el balón echó a rodar, el cambio se notó en el campo. Los jugadores del Leicester presionaron con ganas y orgullo y atacaron como no se les había visto en mucho tiempo. Mahrez desplegó la mejor versión de sí mismo y Vardy fue Vardy: marcó dos goles, el primero y el tercero. El segundo fue obra de Drinkwater, otro futbolista capital en el curso pasado.

El Leicester no había ganado desde Nochevieja. Llevaba cinco partidos seguidos con derrota tras derrota y no había conseguido un gol en 638 minutos de Liga. Y de repente disputó un partido fantástico y se ganó una ovación cerrada de sus fans tanto al descanso como al finalizar el duelo. El Liverpool, por su parte, cae hasta al quinta plaza, un punto por detrás del Arsenal.  

Gary Lineker, el mayor fan del Leicester y muy crítico con el despido de Ranieri, celebró el triunfo en un tuit, pero pidió también un homenaje adecuado para el técnico italiano.