Ir a contenido

DIVERSIDAD DE OPCIONES EN LA NIEVE

Un día entero en una estación como La Molina sin ponerse los esquís

El dominio de la Cerdanya cuenta con todo tipo de actividades complementarias, como raquetas, 'segway' o circuitos de aventura

EDUARD PALOMARES / EL PERIÓDICO

Excursión sobre la nieve con segways en La Molina. 

Excursión sobre la nieve con segways en La Molina. 

Se suele hablar de estaciones de esquí de forma casi automática, aunque más bien sería preciso comenzar a hablar de estaciones de montaña. Porque en ellas se pueden hacer muchas más cosas que esquiar o practicar snowboard. De hecho, los dominios llevan años intentando captar nuevos aficionados a través de la puesta en marcha de actividades complementarias que, además, permiten desestacionalizar la oferta para mantenerla durante todo el año. Prueba de ello es lo que sucede en La Molina, donde existen múltiples propuesta para pasar una jornada entera sobre la nieve sin ni siquiera calzarse los esquís.

Quizás lo que más llama la atención es el Parc Aventura, con sus circuitos instalados en los árboles con tirolinas, puentes, lianas, pasarelas, redes, escaleras, saltos… En definitiva, todo lo que haría feliz a Tarzán si dejara la selva para instalarse en la alta montaña. “Al principio, muchas personas piensan que es solo un juego de niños, pero cuando ven la altura y la dificultad, se animan. De hecho, tenemos un circuito infantil y otros tres para adultos, de diferentes niveles”, explica Pere Montasell, responsable de Altitud Extrem, la empresa que gestiona el parque y que organiza muchas otras actividades en el entorno de La Molina, como excursiones guiadas con raquetas de nieve, paseos en 'segway', construcción de iglús…

SUMAR NUEVOS AFICIONADOS

Esta suma de actividades permite atraer a la estación a gente que no esquía, pero que sí quiere pasar una jornada divertida en la nieve. “También vienen muchas personas que acompañan a sus parejas, amigos o familiares y aprovechan para hacer alguna actividad mientras ellos esquían. Por otro lado, están los esquiadores que pasan unos días en la Cerdanya y se reservan un hueco para hacer algo diferente”, detalla Montasell. Además de clientes individuales, la empresa puede organizar paquetes de actividades para grandes grupos, ya sean escuelas, empresas, celebraciones, despedidas de soltero… Entre unos y otros, la temporada está siendo “excepcional”, y es que a pesar de que muchas actividades pueden disfrutarse sin necesidad de la nieve, un paisaje totalmente blanco –como sucede ahora– siempre supone un valor añadido.

Otra de las actividades más populares son las excursiones con raquetas, que tienen la ventaja que no necesitan un aprendizaje de la técnica y, por lo tanto, son aptas para todos los públicos. Eso sí, también existen distintos niveles, que pueden ir desde un paseo por los alrededores de La Molina de una a dos horas, hasta una excursión de medio día por rutas que conducen a rincones como el Pic de la Carbassa o los Estanys de la Coma d’Or, pasando por un ascenso a la Tossa d’Alp, a más de 2.500 metros, que permite obtener una vista impresionante de la Cerdanya y el Berguedà.

OTRAS OPCIONES

Para completar el día, y descansar un poco las piernas, desde Altitud Extrem proponen un paseo en 'segway', un medio de transporte ecológico consistente en dos ruedas y un manillar, que se guía simplemente con la inclinación del cuerpo. Puede conducirse sobre la nieve y el tiempo de ruta va desde los 15 minutos a las dos horas. Para los más pequeños, un taller de construcción de iglús o saltos en los inflables, y para los más montañeros, un curso de formación en Parc Arva, que “reproduce el escenario de un alud y permite formarse en la localización de víctimas con el uso del arva, un dispositivo que emite señales emisoras”. En cualquier caso, queda claro que no solo de esquí viven las estaciones. 

Consulta el estado de las pistas en el Canal Esquí de El Periódico.

0 Comentarios
cargando