Ir a contenido

OLIMPISMO

Los ciclistas Froome y Wiggins, en la segunda lista de atletas filtrada por los 'hackers' rusos

El grupo de espionaje informático 'Fancy Bear' publica los informes de 25 deportistas olímpicos que tomaron sustancias prohibidas bajo el programa de exención terapéutica

El ciclista británico Chris Froome durante el pasado Tour de Francia. 

El ciclista británico Chris Froome durante el pasado Tour de Francia.  / STEPHANE MANTEY (AP)

El grupo de espionaje ruso 'Tsar Team', también conocido como 'Fancy Bear', ha cumplido con sus amenazas y ha filtrado otro lote de datos médicos confidenciales de atletas olímpicos. En total, han publicado una lista con 25 nuevos deportistas procedentes de 8 países diferentes, y entre los que destacan los ciclistas británicos Bradley Wiggins y Chris Froome

En su página web se puede acceder al certificado de aprobación del uso de sustancias prohibidas dentro del programa de Exenciones de Uso Terapéutico. La TUE se concede si la salud del deportista puede verse perjudicada si no tomase la medicación; si esta no produce una mejora significativa de su rendimiento; si no hay un tratamiento alternativo; y si la necesidad de ese medicamento no es consecuencia de una infracción por no disponer de TUE.

8 DELEGACIONES DIFERENTES

Esta nueva filtración incluye a diez atletas de Estados Unidos, entre ellos la baloncestista Brittney Griner y el nadador Jack Conger, uno de los implicados en el incidente de la gasolinera con Ryan Lochte. La lista la completan cinco británicos, cinco alemanes, y un representante de Rusia, Polonia, República Checa, Rumanía y Dinamarca, la nadadora Pernille Blume, oro en los 50 metros libres.

Cabe recordar que este martes, la Agencia Mundial Antidopaje (AMA) confirmó la filtración de los informes de otras cuatro atletas estadounidenses: las tenistas Serena y Venus Williams, la baloncestista Elena Delle Donne, y la gimnasta Simone Biles, que padece Trastorno por Déficit de Atención por Hiperactividad. "Tengo TDAH y medicarme para ello no es algo para estar avergonzada", confesó Biles a través de Twitter.

PETICIÓN AL GOBIERNO RUSO

"La AMA es muy consciente de que este ataque criminal, que hasta la fecha ha expuesto imprudentemente datos personales de 29 atletas, será muy doloroso para los que han sido seleccionados, y causa temor a todos los que participaron en los Juegos Olímpicos de Río 2016", dijo Olivier Niggli, director general de la agencia.

El alto cargo de la AMA subraya que han pedido al Gobierno ruso que haga todo lo posible para que se detengan estos ataques cibernéticos procedentes de Rusia."Estos ataques socavan gravemente el trabajo que se está llevando a cabo para reconstruir un programa antidopaje compatible en Rusia", advirtió Niggli en el mismo comunicado.