30 mar 2020

Ir a contenido

LUCHA CONTRA UNA LACRA

Ruben Castro condena con tibieza los cánticos machistas

El delantero del Betis afirma que "cada uno es libre de decir lo que quiera" y después matiza que está "contra la violencia en todas sus formas"

El delantero del Betis analiza el partido contra el Valladolid y aprovecha para matizar sus declaraciones sobre los cánticos sexistas. / REAL BETIS

El Betis ha difundido este domingo por la noche un vídeo en el que Rubén Castro asegura que está "en contra de la violencia" después de que por la mañana, al término del partido entre el equipo verdiblanco y el Valladolid (4-1), evitara condenar los cánticos e insultos sexistas que semanas atrás se oyeron contra su exnovia procedentes de un sector de la afición en el Benito Villamarín y por los que existe una propuesta de cierre parcial por parte de la Comisión Antiviolencia.

El delantero aseguró tras la victoria que no escucha los cánticos que vienen desde las gradas y que "cada uno es libre de decir lo que quiera". Cabe recordar que el futbolista canario, que marcó tres de los cuatro goles (4-0), está denunciado por cuatro delitos de maltrato otro quinto de amenazas a su expareja. "Yo no he escuchado esos cánticos. No he escuchado la letra. Sí los he leído en la prensa. Esta afición, esta gente, con la que conecto muy bien, solo trata de animar y apoyar siempre a sus jugadores. Yo les doy las gracias ¿Que si me parecen mal los cánticos? Ese tema no viene hoy al caso", declaró a pie de campo ante los micrófonos de Canal+.

Su tibieza a la hora de condenar los insultos ha causado un gran revuelo en internet, por lo que el club ha colgado un vídeo en su web en el que el delantero, además de analizar el partido, lanza un mensaje. "Esta mañana no me he expresado bien. Quiero que quede claro que estoy contra la violencia en todas sus formas y contra cualquier manifestación que la justifique". Sin duda, una matización escasa dada la humillación a la que fue sometida su expareja, que tuvo que escuchar cánticos como "Rubén Castro, alé, Rubén Castro, alé. No fue tu culpa, era una puta, hiciste bien".