Ir a contenido

EUROPEOS DE ATLETISMO

Indira Terrero, bronce en 400 metros en Zúrich

La hispanocubana ha marcado el tercer mejor tiempo (51.38 segundos), consiguiendo la cuarta medalla para España

Indira Terrero, tras conseguir la medalla de bronce en los 400 metros de los Campeonatos de Europa disputados en Zúrich.

Indira Terrero, tras conseguir la medalla de bronce en los 400 metros de los Campeonatos de Europa disputados en Zúrich. / REUTERS / PHIL NOBLE

La española Indira Terrero ha conseguido este viernes la medalla de bronce en la final de 400 metros de los Europeos de Zúrich con un tiempo de 51.38 segundos, batiendo por milésimas a la campeona mundial, la británica Christine Ohuruogu. El bronce de Terrero se ha convertido en el cuarto metal para la delegación española en el campeonato. La otra española en la final, Aauri Lorena Bokesa, ha terminado octava con 52.39. La victoria fue para la italiana Libania Grenot con 51.10.

"No tengo palabras. Estoy muy feliz, todavía no me lo creo, después del año que he tenido de dolores en las rodillas. Me ha costado porque he estado muchísimo tiempo parada sin poder entrenar y cuando lo he hecho entrenaba tres días bien y dos no por la lesión de rodilla", ha explicado la atleta de origen cubano, que ha llegado a afirmar que solo sentía los brazos, y no las piernas. Y en cuanto a sus límites, ha asegurado que los desconoce: "No sé donde están mis límites, porque aún no me lo creo. He tenido medallas por Cuba, pero por Europa nunca, y aquí también hay corredoras de 400 fuertes", ha sentenciado Terrero.

Debut español en la final de 400

La primera participación española en una final femenina de 400 ha llegado de la mano de dos atletas de raíces extranjeras. Indira Terrero, nacida en La Habana hace 28 años, abandonó el equipo cubano tras conseguir la medalla de bronce en los Iberoamericanos de San Fernando (800 metros) para quedarse en España, y recibió la nueva nacionalidad en marzo pasado. Transcurrido el plazo de tres años desde que compitió por última vez con su país anterior, en 2014 ha podido defender ya los colores españoles.

Bokesa nació en Madrid hace 25 años. Su padre, que tenía nacionalidad española, abandonó Guinea Ecuatorial cuando tenía 22, huyendo del régimen de Teodoro Obiang, y se casó en España con una guineana. La discípula de Jorge Marín practicó el baloncesto en el Estudiantes y fue internacional con la selección española sub-20 antes de abandonar el deporte de la canasta para ser olímpica, objetivo que consiguió en Londres 2012.

Temas: Zúrich