Ir a contenido

Loeb y Sordo marcan el ritmo en el Rally Catalunya

Las condiciones cambiantes de los tramos jugaron a favor de los pilotos de Citroën

XAVIER PÉREZ / SALOU

Sébastien Loeb y Dani Sordo fueron los grandes protagonistas de la primera etapa del Rally RACC Catalunya-Costa Daurada. El piloto francés de Citroën acabó la jornada primero, con 11.3 segundos sobre el español y 39.3 segundos sobre Marcus Grönholm. Los dos Citroën se mostraron más efectivos que los Ford en unos tramos muy cambiantes, donde la lluvia caída en la víspera volvió a aparecer al final de la jornada, provocando que la elección de neumáticos tomara un especial protagonismo.

La etapa la empezó liderando Grönholm, aunque el finlandés duró poco al frente de la clasificación ya que el ritmo del C4 WRC de Sordo y Loeb fue netamente superior. El francés ganó el segundo tramo y otro Citroën (aunque esta vez fue un Xsara WRC del 2006 en manos de François Duval), el tercero. La cuarta especial se la adjudicó Sordo, muy seguro en su pilotaje pese a los problemas que tuvo en la tercera especial al salirse un poco y llenar de piedras los neumáticos. "El coche vibraba mucho y casi no veía la carretera, pero en el cuarto tramo conseguimos mayor adherencia y la verdad es que me lo pasé muy bien", comentaba el piloto de Citroën.

SORDO, LÍDER

Tras el cuarto tramo Sordo se puso líder (algo que no había sucedido nunca esta temporada) y mantuvo el puesto en la siguiente especial, pese a que la lluvia benefició a los dos Ford (Hirvonen marcó el scratch y Grönholm fue segundo). El último tramo del día, Pratdip, fue nuevamente para Loeb (el único que ganó ayer dos especiales), le metió 14 segundos a Sordo y se puso otra vez al frente del rally. Tras la etapa, la sensación general en la asistencia era que los Citroën podían mantener el ritmo cara a la jornada de hoy si el asfalto sigue seco. Las previsiones para hoy apuntan a solo un 10% de posibilidades de lluvia, por lo que todo parece favorable a Loeb y Sordo.

PONS, CON PROBLEMAS

Mientras a Dani Sordo parecía que las cosas le funcionaban, Xevi Pons y su Subaru tuvieron más problemas de los previstos. El Impreza sufrió mucho con el nuevo sistema de frenos que estrenaba, y eso redujo sus opciones de pelear por los puestos de cabeza, acabando la etapa en novena posición, a 3.18 minutos de Loeb. "En el tercer tramo calé el coche al arrancar. Además, tuvimos que sacar el sistema de frenos, ya que no iba nada bien", se lamentaba Pons. Hoy se disputa la segunda etapa con 119,16 kilómetros cronometrados repartidos en ocho especiales.

0 Comentarios
cargando