GTRES

Victoria Beckham dice que Brooklyn se las apañe solo

No le piensa dar ni un consejito para su boda

Consejitos vendo, y se quedó sin ninguno.

PATRICIA ÁLVAREZ | CUORE.ES -

Victoria Beckham (47) ha dicho que no le piensa dar consejos matrimoniales a su hijo Brooklyn Beckham (22). La diseñadora lleva casada con su marido David Beckham (46) desde 1999, pero Victoria ha insistido en que no dará ningún consejo a su hijo, que está comprometido con la actriz Nicola Peltz. La ex Spice Girl, que también es madre de Romeo, de 19 años, Cruz, de 16, y Harper, de 10, con David, explicó: "No hay nada peor que alguien que da consejos. Recuerdo que Geri (Horner) me dijo: 'Cuando tienes un televisor, tienes un manual de televisión. Pero cuando tienes un bebé no hay manual. Tienes que descubrir esa mierda por ti mismo'. Esa es la verdad. Siempre he tenido la suerte de tener una unidad familiar fuerte, no sólo con David y los niños, sino con mis padres y los de David. Me siento muy afortunada por tener eso. Los niños siempre son lo primero para mí y para David".

A Victoria y a David les gusta dar consejos a sus hijos. Sin embargo, la ex estrella del pop insiste en que hay una distinción entre "ofrecer consejos y estar ahí para apoyarlos". "Ofrecemos consejos. Hay una diferencia entre ofrecer consejos y estar ahí para apoyarlos. Si los ofreces y quieren aceptarlos, es estupendo. A veces lo quieren y a veces no. Y eso también está bien", dijo al Wall Street Journal.

Victoria también cree que tiene cierto valor que sus hijos aprendan de sus propios errores, en lugar de apoyarse siempre en sus padres para que les ayuden. "A veces hay que aprender de nuestros propios errores. Pero siempre estamos ahí para apoyar y nos divertimos mucho en el proceso".

Igual uno de esos errores de los que ella misma ha aprendido es lo que le ha pasado en su casa con los murciélagos. Resulta que ella y David habían solicitado una licencia de obras para derribar un antiguo cobertizo en su finca de los Cotswolds y sustituirlo por un nuevo garaje para guardar sus tractores y cortacéspedes. Y aunque los planificadores del ayuntamiento han aprobado el proyecto, la pareja debe demostrar que el nuevo edificio ofrecerá refugio a los murciélagos que viven en él antes de poder seguir adelante con la construcción del garaje.

Los documentos obtenidos por la columna 'Eden Confidential' del periódico Daily Mail dicen lo siguiente: "Antes de erigir cualquier muro exterior, se presentarán para su aprobación los detalles de la provisión de al menos una caja para murciélagos integrada en los muros del nuevo edificio".

Pero no te vayas a pensar que la cosa acaba ahí, no. Resulta que la pareja también tiene que tener en cuenta a los murciélagos en lo que respecta a la iluminación, ya que se les prohíbe instalar cualquier aparato exterior que "pueda iluminar directamente la caja de murciélagos o el seto sin la aprobación previa para proteger a los murciélagos que se posan, forrajean o son parte de la comunidad".