INSTAGRAM

Papá Scott le ha traído a Stormi la carroza de La Cenicienta

Real como la vida misma.

CARMEN RAYA | CUORE.ES -

Está claro que la infancia de Stormi, la hija de Travis Scott y de Kylie Jenner (23), nada tiene que ver con las nuestras. Desde pequeña, la primogénita de ambos se ha visto colmada con regalos y prendas de ropa y accesorios a los que pocos de nosotros teníamos acceso a tan tierna infancia. Y aunque al final mucha gente critica al rapero y a la 'influencer' por 'malcriarla', lo cierto es que la pareja simplemente le compra las cosas que ambos pueden permitirse y no es cuestión de malcriar. Pero bueno, no seremos nosotros quien defienda a un lado ni al otro. Cada uno con lo suyo y se acabó. 

Total, que con esto de que ha llegado la Navidad, las Kardashian han hecho lo que cualquier hijo de vecino. Comprarse regalos las unas a las otras. Que si bolso por aquí, abrigo por allá, carroza por aquí.... ¿Cómo? Sí, sí... Travis Scott ha tirado la carroza por la ventana y le ha comprado a Stormi el carruaje en el que La Cenicienta se desplaza hasta palacio para ver a su príncipe azul. Ese que se convierte en calabaza pasadas las 12. 

Y ojito porque no se trata de un modelo mini dado que Stormir es pequeña. No, no, Travis Scott se ha gastado pasta de la buena y le ha aparcado a su hija en la puerta de su mansión la 'one and only' carroza de La Cenicienta.

INSTAGRAM

Un regalo del que nos hemos enterado por los Stories que ha compartido Kylie Jenner en su cuenta de Instagram. Pero cuidadito porque hay una imagen en la se puede ver a Stormi dentro de la carroza y no te lo vas a creer (aunque bueno, le han comprado una carroza, ya te puedes creer cualquier cosa) pero también pone "Princess Stormi". Lo que nos faltaba.

INSTAGRAM