GSR

Silvia Abascal presume del éxito teatral de su hermana Natalia

BANG SHOWBIZ | CUORE.ES -

Además de las alegrías que se desprenden de su primer embarazo y, por tanto, de su próximo estreno en la maternidad de la mano de su pareja Xabier Murua, la actriz Silvia Abascal ha dejado patente en las redes sociales el orgullo que siente ante los triunfos profesionales de otros miembros de su familia, en concreto los que desde hace un mes acumula su hermana Natalia en el teatro María Guerrero de Madrid.

Y es que la también intérprete es una de las flamantes protagonistas de la obra de teatro 'Cáscaras vacías', una valiente producción que pone el foco en las dificultades y obstáculos que deben afrontar diariamente las personas con Síndrome de Down para poder sentirse realizadas a nivel emocional y profesional.

Ambas circunstancias, la presencia de Natalia y el importante mensaje que transmite la obra -ambientada en los años en los que el régimen Nazi aplicaba un programa secreto de eutanasia para personas con cualquier tipo de discapacidad-, explican que Silvia la recomiende encarecidamente a sus seguidores.

 

Una publicación compartida de Silvia Abascal (@silviaabascal) el

"¡Un mes en el María Guerrero, hermana! Para las personas con discapacidades físicas o mentales, son mínimas las oportunidades de trabajar en el teatro a nivel profesional. Haciendo sus temporadas, sus bolos, su gira... 'Cáscaras vacías' es una salvaje y necesaria experiencia teatral que no te puedes perder. O sí, pero te recomiendo que si puedes, te sientes en su patio de butacas", ha escrito la madrileña en su perfil de Instagram.

Para incidir en la admiración y el cariño que le profesa a Natalia, la afamada artista ha compartido también una imagen que retrata a las dos hermanas a las puertas del teatro y fundidas en un tierno abrazo, una escena similar a las muchas que ambas ya protagonizaron cuando trabajaron juntas en la película 'Vida y color', un drama del año 2005 en el que también compartieron pantalla con Carmen Machi y Miguel Ángel Silvestre.

Su presencia hace unos días en el teatro, así como la presentación de la nueva campaña de L'orèal que la reunió poco antes con actrices como Rossy de Palma y Mónica Cruz, son dos de las escasas apariciones públicas que ha hecho Silvia Abascal desde que confirmara su embarazo en la alfombra roja del Festival de San Sebastián, en las que dejó alguna que otra anécdota sobre la historia de amor que vive con el padre del pequeño, el también actor Xabier Murua.

"Me gustaría que mi pareja estuviera relacionada con el mundo del arte, pero que no fuera actor. Pero esto no va a la carta, te enamoras y punto. Aprendo de él, le admiro muchísimo, es un fiera en escena", explicaba durante el acto promocional de la firma de belleza. "Imagínate si nos conocemos, éramos muy amigos, al final la vida da tantas vueltas", señalaba sobre la estrecha amistad que les unía antes de convertirse en pareja.