bang showbiz

Sharon Stone y la soledad de la enfermedad en Hollywood

La gente se olvidó de ella cuando casi pierde la vida.

CUORE.ES -

Sharon Stone no ha tenido reparo alguno en rememorar en su última entrevista uno de los desafíos más duros que ha tenido que superar a lo largo de sus 59 años de vida, nada menos que el derrame cerebral que estuvo a punto de costarle la vida en el año 2001 y que, en consecuencia, obligó a la intérprete a someterse a un tratamiento de rehabilitación intensivo tras haber olvidado todo lo que había aprendido hasta el momento.

"Solo tenía un cinco por ciento de probabilidades de sobrevivir a aquello. Toda mi vida desapareció de mi mente por completo", ha afirmado la estrella de cine con rotundidad a su paso por el programa de televisión 'CBS on Sunday', antes de lanzar un ligero reproche a aquellos que prefirieron mirar a otro lado y olvidarse por completo de ella en medio de un momento tan difícil.

"Hay mucha gente que no parecía en absoluto interesada en una persona que estaba rota. Llegué a sentirme muy sola", ha confesado.

Durante los años inmediatamente posteriores a tan lamentable suceso, la artista prefirió no pronunciarse demasiado sobre su dramática experiencia al considerar que la industria del entretenimiento "no perdonaba" ni un solo síntoma de debilidad entre sus estrellas.

"Sé que a muchos les puede parecer algo peculiar que hable ahora de esto después de tantos años, cuando en su momento opté por no decir nada a nadie porque, ¿sabes?, este entorno no suele perdonar ese tipo de cosas. Pero me siento afortunada y estoy agradecida de poder contarlo, porque las posibilidades de hacerlo eran muy escasas".

A día de hoy, sin embargo, Sharon Stone afronta desde una óptima mucho más positiva su posición en el mundo de la interpretación, y no solo porque pronto vaya a regresar por todo lo alto a la televisión de la mano del oscarizado Steven Soderbergh, quien la dirige en la nueva miniserie de HBO 'Mosaic', sino también porque está convencida de que Hollywood se está convirtiendo progresivamente en un ambiente mucho más acogedor para las mujeres.

Tras reconocer que lo ha visto todo en la industria en estas últimas cuatro décadas, Sharon destacaba: "Desde la distancia y pasado todo este tiempo, creo que se están empezando a reconocer aquellos dones que tenemos como mujeres. Parece que ya no tenemos que comportarnos como lo hacen algunos hombres para ganarnos el respeto de nuestros semejantes, o para que se aprecie nuestro poder y valor como personas", ha declarado orgullosa.