GTRES

¡Que (no) se sepa! Las gemelas Olsen explican por qué son tan, tan discretas

¡Top secret!

Las gemelas tienen razones de peso...

María Viéitez -

Desde que dejaron de lado su carrera como estrellas infantiles en 2010, Mary-Kate y Ashley Olsen se han mantenido fuera del foco de atención de los medios. Pero las gemelas han regresado recientemente (y de forma muy tímida) para revelar el porqué de mantener su vida privada en secreto.

En una entrevista con el medio estadounidense ‘i-D magazine’ para celebrar el 15 aniversario de su línea de ropa, The Row, las hermanas han revelado que el principal motivo por el que son tan discretas en lo que a sus vidas personales es la forma en que crecieron. Las Olsen explicaron que, desde niñas, fueron criadas para ser discretas, y ese valor y estima que tienen por la prudencia y el recato se pude ver reflejado en su marca de ropa, que tiene un estilo clásico y sencillo. “Esa es nuestra estética y, al mismo tiempo, nuestra preferencia a la hora de diseñar”, explicó Ashley.

La diseñadora y actriz puntualizó que eso no significa que no aprecien la ornamentación o la extravagancia y que no siempre es necesario partir desde un principio tan simplista.

Algo que ha sorprendido siempre sobre The Row, que, potencialmente, abrirá pronto su primera tienda física, es que no ha sido asociada jamás al nombre de sus creadoras. Las diseñadoras explican a este respecto que el motivo es que “siempre se trató del producto”.

Ashley explicó a ‘i-D magazine’ que, como diseñadoras, el late motiv de su trabajo, lo que las mueve para seguir creado, es la mejora y la corrección de los errores, y que para ello siempre tienen “la siguiente temporad”. Por eso, explica, dedican la mayor parte de su tiempo a “aprender y evolucionar”.

El deseo de luchar por los sueños de uno mismo y obtener méritos propios parece ser algo genético en los Olsen. De hecho, la tercera hermana Olsen, Elizabeth, de 32 años, y que es hoy una famosa actriz y representa a Wanda Maximoff en el Universo Marvel, consideró en 1999 cambiar su apellido para distanciarse de sus hermanas, que ya entonces eran famosas. La actriz, que barajño la posibilidad de hacerse llamar 'Elizabeth Chase', confesó que incluso a los 10 años era consciente de lo que era el nepotismo e intentó evitarlo a toda costa, algo que, además, tenía que ver, según explica, con sus propias inseguridades.

Lo que es indidable es que, se apelliden como se apelliden, Mary-Kate, Ashley y Elizabeth son tres hermanas que rebosan talento. Y eso no se lo puede arrebatar nadie.