Rihanna y Chris Brown acuerdan anular su orden de alejamiento

Y abren la puerta a una posible reconciliación.

Rihanna y Chris Brown han decidido, de mutua acuerdo, retirar la orden de alejamiento que la juez que instruye el caso de agresión en el que se vieron implicados impuso a la ex pareja.

Hace una semana, el rapero fue declarado culpable de haber agredido a la cantante, y fue condenado a 5 años de libertad condicional, a realizar un curso de 50 horas sobre violencia doméstica y a prestar servicio comunitario. Ambos, además, debían cumplir una orden de alejamiento que les prohibiría acercarse a menos de 45 metros, y 9 en el caso de que coincidieran en algún acto público. Sin embargo, Rihanna y Brown opinan que esta orden es innecesaria y ridícula, además de haberla corrompido ya que mantienen contacto telefónico.

Amigos cercanos a la ex pareja afirman que ambos están tratando de arreglar este asunto de forma amistosa, aunque aseguran que no pretenden volver a estar juntos.