GETTY

El príncipe Harry y Meghan Markle se llevan sus negocios al paraíso (fiscal)

Empresas en Delaware

Menudo entramado de negocios, empresas y cosas tienen los duques.

CUORE.ES -

La prensa británica reveló la semana pasada que los duques de Sussex, el Príncipe Harry (37) y Meghan Markle (40), habían creado once sociedades en el estado de Delaware, conocido entre otras razones por su generosa política fiscal para con las grandes fortunas, a fin de controlar sus derechos de autor y de imagen, así como para gestionar con mayor eficacia la comercialización de sus diversos productos y servicios.

Ahora el diario Daily Telegraph ha descubierto la existencia de dos empresas adicionales, fundadas el año pasado, que cuentan con el mismo fin. Una de ellas se llama Cloverdale y su nombre hace referencia a la calle de Los Ángeles en la que se crió Meghan. La segunda responde al nombre de Riversoul Productions, según informa el citado medio. Ambas fueron registradas bajo la categoría de compañías del "sector del entretenimiento".

Una de las sociedades más notorias de este voluminoso entramado es Archewell Productions, ligada de algún modo a su fundación Archewell y responsable de la producción de los contenidos que la pareja real está desarrollando para Netflix. Por su parte, Archewell Audio administra los proyectos 'radiofónicos' del matrimonio, concretamente sus series de podcasts para la plataforma Spotify.

Y más:

- La foto con truco de Meghan Markle y el príncipe Harry, ¡no ves a sus hijos!

- El padre de Meghan Markle vuelve a la carga y llama "tonto" al príncipe Harry

- Se destapa la campaña de 'haters' contra Meghan Markle y el príncipe Harry

En lo que a la distribución de los proyectos editoriales de la duquesa se refiere, Meghan y Harry establecieron el verano pasado la firma Peca Publishing, que distribuirá las copias del popular cuento infantil de la exactriz, 'The Bench', mientras que Orinoco Publishing, al parecer llamada así a raíz de la canción preferida de la malograda Diana de Gales ('Orinoco Flow', de Enya), explotará los derechos comerciales de la próxima autobiografía del príncipe Harry. Ambas compañías fueron registradas el pasado 16 de julio, de acuerdo con los registros públicos tanto de Delaware como de California.