Pamela Anderson pide anular su matrimonio

En diciembre ya intentó solicitar la nulidad alegando "diferencias irreconciliables" con Rick Salomon.

Pamela Anderson quiere divorciarse, y esta vez sí parece que va en serio. La actriz ha presentado en un tribunal de Los Angeles su petición de nulidad de su tercer matrimonio alegando que se trataba de un "fraude".

Tras apenas dos meses de matrimonio, la ex Vigilante de la Playa pidió el divorcio el pasado diciembre por "diferencias irreconciliables" con Rick Salomon, con quien se casó en Las Vegas durante una de las pausas de 90 minutos del espectáculo de magia en el que ella participaba.

Poco después, Pam escribió en su blog que estaban "arreglando las cosas", algo que por lo que parece, no han conseguido.