Jordan Strauss / GTRES

Si a Nicki Minaj se le cruza el cable, te clava un tenedor

Y si eres fan de Britney Spears, sumas puntos.

JUANDE CORRALES | CUORE.ES -

El pasado siempre vuelve y ahora que Nicki Minaj se ha convertido en Cruella de Vil, resulta que no solo los dálmatas deben temerle... Cualquiera que ose llevarle mucho la contraria puede acabar sufriendo una agresión con arma blanca, y no cualquier arma...

Desde lo de la Sirenita, nunca una cubertería trajo tanta cola. A Nicki Minaj le persigue una historia de hace años relacionada con un tenedor y una fan de Britney Spears (39).

Con apenas 11 años, cuando Nicki Minaj aún era conocida como Onika y vivía en Queens (Jamaica), la cantante de 'Bang Bang' protagonizó una escenita en la típica fiesta pijama que haces con tus amigas, donde al parecer un tenedor fue clavado en la pierna de alguien. ¿En tus fiestas también pasaba?

¡Qué normal, oye!

¿Por dónde empezamos? A ver... Situémonos en 2012, estaba ella con aquello de 'Roman Holiday' y a modo de batallita, se le ocurrió -¿en qué momento?- recordar en Twitter parte de aquella disputa que ocurrió en la fiesta pijama de su infancia.

Era una confesión: se cargó una fiesta de pijamas al darle una paliza a una chica que se metió con ella. "Su nombre era Dameka" revela al final del 'tweet'.

Pues como dijo Pilato, 'lo escrito, escrito está' y 23 años después de la batallita, la tal Dameka ha salido en respuesta de aquel 'tweet' dando nuevos detalles de la agresión que sufrió por parte de Nicki.

"¿Zorra, estás orgullosa de aquella cagada? Arruinaste la fiesta para todos y todavía tengo las cicatrices en mi pierna de cuando me apuñalaste con un tenedor" escribe la tal Dameka (que encima es fan de Britney, archienemiga de Nicki).

Al parecer el detallito del tenedor se le olvidó a Nicki cuando contó la historia, ¿no?

¿Daños colaterales?

La presunta víctima se ha ganado respuestas de todo tipo, pero las que más son preguntándole si se aburre como para ponerse a buscar un 'tweet' de 2012. Pero Dameka insiste:

Al parecer solo le dijo que no cantara [a Nicki], y a ella se le fue la pinza y se puso a pegarle. A ver... Hasta aquí puede parecernos algo normal de dos crías de 11 años, pero... ¿Lo del tenedor?

Finalmente, Dameka ha vuelto a dirigirse a la comunidad de Twitter tal que así:

"Hoy ha sido un día difícil para mí... Toda esta atención de los medios sobre algo que todavía me persigue. Estoy contactando con mi pastor y rezaremos".

Mira, ¡otra como Justin!

Necesitábamos saberlo Dameka, si tú te quedas más tranquila así, mejor.

En fin... Pero y Nicki Minaj, ¿no tiene nada más que decir? 

¿Acaso estará sacándole brillo a su cubertería?