GTRES

Miguel Bosé y su 'te fe-li-ci-to, qué bien actuas' a Nacho Palau por 'Supervivientes'

Tras su paso por Honduras...

Parece que la expareja estaría llegando a un entendimiento después de muchas polémicas. 

CUORE.ES -

Miguel Bosé y su expareja Nacho Palau, quienes se separaron en 2017 y se embarcaron posteriormente en una dolorosa batalla legal con motivo de escoger el lugar de crecimiento de sus cuatro hijos, han vuelto a dirigirse la palabra tras un año de silencio, según ha revelado el escultor valenciano en su última entrevista. ¿Qué le ha dicho?

La relación entre Miguel y Nacho pasó de ser cordial a convertirse en un conflicto constante debido a la decisión que tomó Miguel de quedarse en México con dos de sus hijos, los que biológicamente eran suyos, dejando a Nacho en su ciudad natal, Valencia, con los otros dos pequeños que, hasta su ruptura, formaban parte del mismo núcleo familiar.

El artista llevó el caso a los tribunales pero, desgraciadamente para él, el juez determinó que primaba el vínculo biológico sobre el afectivo y, por tanto, que los cuatro niños, Diego, Tadeo, Ivo y Telmo, podían vivir separados si así lo estimaba oportuno uno de los progenitores. Desde entonces, de boca de Nacho han salido principalmente reproches y acusaciones hacia la persona que consideraba el hombre de su vida.

Sin embargo, en una de las confesiones realizadas respecto de su participación en 'Supervivientes', programa del que acabó siendo finalista, el exnovio de Miguel Bosé suavizó ligeramente su discurso para sacar a relucir el lado más cariñoso y paternal del cantante, al que definió como un "gran padre" al menos durante su ya pasado tiempo juntos.

Ahora, en la nueva entrevista que ha concedido a la revista 'Diez Minutos', Nacho Palau ha revelado que la expareja ha recuperado brevemente el contacto, pasados ya doce meses desde su última comunicación directa. "Miguel Bosé me ha felicitado por mi concurso", ha dicho el valenciano sobre su paso por el espacio de Telecinco.