GTRES

Qué le pasa a Marta Riesco: acude al hospital López Ibor

Un centro psiquiátrico

No son buenos momentos para la reportera.

RUTE GODINHO | CUORE.ES -

Marta Riesco sigue estando en el ojo del huracán y parece que tanta atención mediática le está pasando factura. La periodista que asumió hace pocas semanas una relación con Antonio David Flores ha acudido a un hospital psiquiátrico en Madrid, el López Ibor.

"Estoy bien", dijo a lo periodistas allí presentes. De Antonio Da, Marta no ha querido comentar absolutamente nada, pero es obvio que las cosas en la vida de la reportera no están totalmente bien. Tanto que ha decidido pedir ayuda psicológica para sobrellevar la situación.

Marta ha sido vista abandonando la clínica López Ibor, en Madrid, junto con su madre. Como sabes, se trata de un centro especializado en psiquiatría. Todo apunta a que esta visita haya sido porque la periodista está sobrellevada, y es que no es para menos. Lleva más directos que nadie...

Su última visita a 'Ya son las ocho'

Marta acudía como colaboradora al plató de 'Ya son las ocho' para hablar de su relación con Antonio David Flores y también asegurar que su intención es demandar a Anabel Pantoja, con quien ha tenido hace días un duro enfrentamiento.

Del 'unfollow' que se hicieron ella y Antonio David Flores en Instagram, Marta también habló. Parece que ha sido una "tontería" y que todo sigue bien entre ellos. Lo típico que haces con tu pareja en mitad de una discusión. Te calientas, vas y lo dejas de seguir. Al rato, cuando todo se tranquiliza, te das cuenta de que no era lo que querías hacer y vuelves a darle a 'follow'.

Pero hay más porque Marta Riesco es la mujer del momento y hay miles de preguntas que hacerle. Qué tal lleva lo de que su madre haya dicho públicamente que no ve bien su relación con el exguardia civil es uno de los temas estrella. La reportera, sin embargo, prefiere no hablar más del tema.

A Riesco también le preguntaron por 'Sálvame' y si le apetece asumir las funciones de colaboradora del formato. La periodista parece no tener dudas. De momento, está muy bien donde está. "Estoy muy contenta, me quieren y me respetan, no puedo estar en mejor sitio", dijo. "De momento no, pero no puedes decir nunca", confesó.