GTRES

Kiko Rivera perdona a Isabel Pantoja, la normalidad llega al clan

Anabel Pantoja, la nueva enemiga de Paquirrín

Qué ha pasado para que el DJ lo olvide todo.

RUTE GODINHO | CUORE.ES -

La reacción de Kiko Rivera al reencontrarse con su madre, Isabel Pantoja, ha sido todo lo que no nos esperábamos. La ha perdonado y juntos han decidido cambiar los planes que tenían tanto para Cantora como para la vida familiar. Novedades, no. Lo que te tenemos que contar es una bomba del tamaño de un castillo.

Es como si el clan Pantoja hubiese contratado a los mejores guionistas de España. Han marcado la actualidad durante prácticamente toda la pandemia, y ahora han decidido reconciliarse. "Abracé a mi madre 15 minutos llorando. Le perdono el dinero", ha dicho Kiko Rivera en una entrevista exclusiva a Lecturas. Lo que cuenta el músico son los detallitos de su visita a Cantora para despedirse de la abuela, doña Ana. La matriarca falleció y el hijo de la Pantoja decidió volver a casa. "Para que haya abrazado a mi madre, se ha tenido que morir mi abuela", soltó el hijo de Paquirri.

El físico deteriorado de Isabel Pantoja

La verdad es que todos esperábamos que entre la tonadillera y Kiko lo único que iba a pasar sería un no parar de reproches y acusaciones. Pero no, ahora viene Kiko y confiesa que se ha reconciliado con su madre. Ya no pasa 'ná'. La nueva normalidad ha vuelto a España en general y a Cantora en particular. Fin de la primera temporada. En Telecinco se habrán reunido solo para decidir qué hacer a partir de ahora. Broma. "Mi madre buscaba el coche y salimos corriendo a abrazarnos", ha contado el DJ sobre el reencuentro con su progenitora. "Está muy delgadita, tenía muy mal aspecto físico", añadió.

"He parado la venta de Cantora", ha anunciado Kiko. Ha contado también cómo fue el encuentro con su madre tras el viaje desde La Graciosa, el lugar al que se había desplazado con Irene y las niñas para acudir a la boda de Anabel Pantoja.

El enfado con Anabel Pantoja tiene un motivo

El reencuentro con la progenitora tras un año de guerra mediática (y legal), el recuerdo de la abuela fallecida y el enfado monumental que tiene Paquirrín con su prima Anabel. "He pasado año y medio creyendo las patrañas de mi prima", se puede leer en dicha entrevista. Kiko cree que su prima no le dijo que fuera a Cantora porque sabía que si él se marchaba de La Graciosa no iba a volver. Sospecha que el interés de Anabel era tener al hijo de la Pantoja en el enlace televisado, y aunque no lo diga directamente, es lo que insinúa.

De todo esto ha hablado el DJ, pero ojo porque lo nuevo es la decepción que ahora dice sentir con su hermana Isa Pantoja. Como sabes, Isa acudió a la boda de su prima. La ha apoyado en todos los momentos y sobre lo de su madre y su hermano jamás ha querido posicionarse. Siempre se ha demostrado disponible tanto para uno como para otro, pero lo que no ha querido ha sido darle la razón solo a uno. No se ha mojado, vamos. Kiko la quiere pero ahora mismo no se siente cercano a ella: "No tengo una relación diaria con mi hermana (...), hablo más con mi cuñado", ha dicho.