Katy Perry, acusada de plagio

La californiana ha sido acusada por un grupo de raperos cristianos.

No es la primera cantante ni será la única que sea acusada de plagio. De hecho, Katy Perry ya fue acusada de plagio por su canción Roar. Y, ahora, otra vez.

En esta ocasión, un grupo de raperos cristianos acaba de acusar a Katy Perry de copiarles. Este grupo asegura que el tema Dark Horse de la californiana es una copia de su tema Joyful Noise, editado por ellos en 2008.

Este mismo grupo, según recoge la revista Time, ha acusado a la californiana de llenar su canción con Dark Horse de "brujería, paganismo, magia negra e imaginería de los Illuminati".

Este tema de su último disco, a pesar de que no para de conseguir éxitos de ventas digitales, está siendo un auténtico quebradero de cabeza para Katy Perry ya que en febrero la comunidad musulmana protestó por el videoclip de Dark Horse.