GTRES

Jennifer Lopez y Ben Affleck ya tienen un proyecto de vida juntos

Van a toda mecha. 

CUORE.ES -

La actriz y cantante Jennifer Lopez (52) se estaría implicando al máximo en los preparativos que, más pronto que tarde, la llevarán a compartir casa y un "proyecto de vida" en común junto a su actual pareja, el oscarizado Ben Affleck (49), con quien la diva del Bronx ya vivió un mediático romance entre 2002 y 2004 que desembocó incluso en un compromiso matrimonial que finalmente nunca llegó a nada más. 

GTRES

Y más: 

- Ben Affleck conserva un 'regalo con solera' que Jennifer Lopez le dio hace 20 años

- Jennifer Lopez aún tiene el anillo de compromiso de Ben Affleck 

Pero la rapidez con la que la pareja está afianzando este segundo e ilusionante capítulo de su historia de amor es muy indicativo, a opinión de sus amigos, del cariño, la atracción y la admiración mutua que no dejaron de sentir el uno por el otro tras el fin de su primer noviazgo, hace casi 20 años. Su decisión de vivir bajo el mismo techo lo antes posible también pone de manifiesto el carácter "prioritario" que ambos tienen por su relación, sobre todo en lo que respecta a su proyección de futuro.

"Están pasando juntos todo el tiempo libre del que disponen. Los dos han dado prioridad a las necesidades del otro a fin de construir algo duradero. Es verdad que Jennifer suele enamorarse rápido y por completo, pero con Ben la situación es todavía más intensa que de costumbre por su historia compartida", ha explicado una fuente al portal de noticias 'Entertainment Tonight', que también ha ofrecido una de las claves fundamentales de lo equilibrada que está su actual relación.

"Ben tiene su propia vida y es famoso por derecho propio, igual que ella, así que no hay necesidad de competir o de que exista cierta lucha de egos. Por eso se quieren tanto y se apoyan el uno al otro", ha terminado el mismo confidente.

Y nosotras nos preguntamos... ¿El anillo pa' cuando? Parece que lo de la boda son solo rumores y tardaremos un poquito más en verlo pero vamos, lo que está clarísimo es que la pareja ya va a toda mecha y sin freno.