@luciasar94 / INSTAGRAM

Lucía ('La isla de las tentaciones') aclara lo de su embarazo

En Mtmad

También habla de su operación y alguna complicación que ha sufrido. 

MARTA REQUEJO | CUORE.ES -

Lucía Sánchez no para y es que por mucho que no quiera siempre tiene que aclarar algún rumor. Esta vez se le han juntado varios: embarazo e infidelidad y también, por otro lado, hablar de alguna complicación con su reciente operación de pecho. Así que, la de 'La isla de las tentaciones' cogía su cámara y se grababa un video de Mtmad donde aclaraba sin tapujos todo. 

La gaditana empezaba la grabación en la peluquería porque quería hacerse un cambio de look ya que se veía muy rara con el color de su pelo y decidía ponerse un poco más rubia y algunas extensiones que le dieran volumen a su pelo. Y este era el resultado: 

Más tarde Lucía volvía al hotel para prepararse para el debate de las tentaciones y ahí se sinceraba diciendo que había pasado una de las peores semanas de su vida después de que en 'Sobreviviré' se rumorease con una supuesta infidelidad de Isaac (Lobo). "Puedo decir que, desde que salí de 'La ultima tentación', ha sido una de las peores semanas que he pasado", explicaba. 

Al hilo de esto 'La de la isla de las tentaciones' confirmaba que había sufrido una transformación física por el estrés y la ansiedad que le provocaban todas estas movidas y que por eso había bajado de peso. La cosa es que hay gente que piensa que Lucía podría estar embarazada pero ella enseñaba tripa para aclarar que nada de eso, simplemente que siempre ha tenido la forma de la tripa un poco abultada en la zona del ombligo pero que es algo de la fisionomía de su cuerpo. Así que de bebé NADA. 

Además, Lucía contaba la última complicación que ha tenido a raíz de su operación y es que las prótesis han bajado un poco dejando un poco de hueco y la forma muy visible. La gaditana contaba que esto se debe a que ha adelgazado muy rápido las últimas semanas y que necesita coger peso y ponerse sujetadores con aro que le ayuden a subir el pecho. Pero nada grave, simplemente estético.