'La Resistencia'

La exclusiva más demoledora de Kiko Rivera

Mañana se desvela el pastel

Kiko Rivera dará dos exclusivas (a falta de una) en una conocida publicación para dar cera, pulir cera, de su familia, pero sobre todo de Anabel Pantoja.

MARIA JIMENEZ | CUORE.ES -

Ojito porque se viene exclusiva y de estas que mueven montañas (y no precisamente por lo de acercar a las personas). Después de la muerte de su abuela, Doña Ana María, y de la boda de su prima, Anabel Pantoja, ahora Kiko Rivera está dispuesto a hablar sin pelos en la lengua, pero con el dinero por delante. Tal y como han adelantado en el programa 'Viva la vida', mañana Kiko Rivera dará una jugosa exclusiva en la portada de la revista Lecturas, su cabecera de confianza.

"Le han pagado una suma de dinero tan grande que con una sola exclusiva no salía rentable, es muy probable que haya dos entregas", decía Diego Arrabal. El paparazzi asegura que la cantidad que le han pagado a Kiko Rivera por sus palabras en la revista multiplica por siete la que habría cobrado su prima Anabel hace tan solo unos días. 

Pero cuidado porque Terelu tenía más información sobre lo que contará Kiko: "Acusa a su prima de meter cizaña entre él y su madre durante este año y medio de distanciamiento". Además, tras no ir a la boda de su prima y dejarla de seguir en Instagram, ahora se ha sabido que el joven faltó a la misa donde tuvo lugar la incineración de su abuela, Doña Ana MaríaLa pregunta es, ¿por qué faltó? La respuesta la tiene también Diego Arrabal.

Según el periodista, Anabel le habría dicho a su primo que la incineración de su abuela sería a las cuatro de la tarde: "Le hizo creer que no llegaría a tiempo, que no merecía la pena ir a Cantora, cuando la hora real de la incineración era a las ocho y media de la tarde". 

Además, Kiko se habría enterado de una sucia jugada más: "Cuando Kiko hace unos meses tuvo que ser intervenido de urgencia para la retirada de su balón gástrico le pidió a Anabel que se lo contara a su madre, algo que Isabel Pantoja le habría negado a su hijo en el reencuentro en Cantora, ahí se descubrió el pastel y quedo claro que Anabel no le había dicho nada de la operación a su tía". 

Pero ojito porque Diego Arrabal tenía ganas de hablar y desveló la súplica que Anabel Pantoja realizó a su primo el día antes de su boda. Según el paparazzi, Anabel suplicó a su primo que acudiera a la boda al enterarse de que no iba a ir: "Recuerda que tengo la exclusiva, tú eres el padrino y las niñas tienen que llevar las arras, si tú no te quedas por lo menos que se queden Irene y las niñas".