elliotpage / INSTAGRAM

Elliot Page habla sobre lo que le salvó en su adolescencia, ¡y fue una película!

La película 'But I'm A Cheerleader' le ayudó a lidiar con el "aislamiento y la soledad" que sentía

Sentir que no estás solo es muy importante.

PATRICIA ÁLVAREZ | CUORE.ES -

Elliot Page ha evolucionado muchísimo en los últimos meses, y no solo a nivel físico, sino también emocional. Y es que, desde que el actor de 'Umbrella Academy' se dio a conocer como una persona transgénero en diciembre de 2020 son muchas las acciones que ha hecho para luchar por los derechos de este colectivo, motivo por el cual ha recibido un Premio a la Trayectoria en el Festival Outfest de Los Ángeles, en el que se homenajea a creadores y artistas LGTBIQ+. Allí quiso aprovechar su discurso de aceptación para hablar del impacto que tuvo en su vida la película 'But I'm A Cheerleader', una comedia dramática estrenada en 1999.

"Si no hubiera visto representación en el cine de casos como el mío no sé si habría superado los momentos de aislamiento y soledad y vergüenza y auto-odio que eran tan extremos y poderosos y que lo abarcaban todo que apenas podías ver fuera de ellos".

Elliot tenía 15 años cuando estaba "haciendo zapping" y se topó con la película, protagonizada por Natasha Lyonne en el papel de la animadora de 17 años Megan Bloomfield. En la cinta, los padres de Megan la envían a un campamento de terapia de conversión homosexual, pero una vez allí aprende a aceptar su orientación sexual. "Los diálogos y las escenas de esa película transforman tu vida. Casi creo que no hablamos lo suficiente de lo importante que es la representación y de cuántas vidas salva y cuántos futuros permite".

Y aunque esa película tuvo un impacto en su momento, el actor insistió en que hay que hacer mucho más para que el colectivo se vea más ampliamente representado en el cine y la televisión, y no solo a través de papeles estereotipados o llevados a la parodia. "Son festivales y organizaciones como vosotros los que están cambiando por completo la cantidad de representación en el cine y ayudando a sacar historias al mundo que sé que están llegando a la gente en momentos en los que se sienten desesperadamente solos y asustados y como si no tuvieran sentido de pertenecer a una comunidad. Ofrece a alguien un salvavidas. Esa película hizo eso por mí".

Además, Elliot reflexionó sobre su presentación al mundo como transgénero y explicó que había adoptado una identidad masculina desde muy joven. "Todas las personas trans son muy diferentes, y mi historia es absolutamente mi historia. Pero sí, cuando era pequeño, absolutamente, al 100 %, era un chico. Sabía que era un chico cuando era un niño pequeño. Escribía cartas de amor falsas y las firmaba como 'Jason'. Cada pequeño aspecto de mi vida, eso es lo que era, lo que soy y lo que sabía que era".