Kirsty Wigglesworth / GTRES

El duque de Edimburgo fue la inspiración para crear este personaje de Disney

Fue el primer príncipe Disney que tuvo nombre y se creó en su honor

No nos imaginamos a Isabel II como la 'Bella durmiente'.

PATRICIA ÁLVAREZ | CUORE.ES -

Puede que si hay alguna fan de Disney en la sala ya lo sepa, pero ¿sabías que el príncipe Philip, duque de Edimburgo, fue la inspiración para dar nombre al príncipe Felipe de la 'Bella Durmiente'? El príncipe de la película clásica de animación de 1959 fue el primer príncipe que recibió un nombre y Disney recurrió a la realeza británica para inspirarse.

Los dos primeros príncipes que aparecieron en las películas de la factoría fueron 'Blancanieves' y 'Cenicienta', sin embargo, a ninguno de ellos se les puso nombre. Y es que, aunque algunos fans se refieren al príncipe de 'Blancanieves' como Florian, la realidad es que no tuvo nombre más allá de ser 'Prince Charming', o lo que es lo mismo, el príncipe encantador.

Al príncipe de 'La Bella Durmiente' se le dio el nombre de Felipe, en honor al duque de Edimburgo porque era un nombre familiar para muchos estadounidenses. De hecho fue el primer príncipe "activo" de Disney que tuvo diálogos e interactuaba con la princesa más allá del beso o del momento boda. 

Cuando 'La Bella Durmiente' llegó a los cines, el duque de Edimburgo y su esposa, la reina Isabel II, sólo llevaban 12 años de matrimonio, y ella sólo llevaba siendo reina siete.

Tras saber este dato, estamos aun más tristes por la muerte del duque de Edimburgo, ya que con él se ha llevado un poquito del príncipe Felipe. Ya han empezado a acumularse ramos a la entrada del  castillo de Windsor, que siempre se ha rumoreado que era una de las favoritas del matrimonio junto al castillo de Balmoral en Escocia. En las notas que acompañan estas ofrendas florales, se pueden leer mensajes como 'descanse en paz, príncipe Felipe' o 'nuestro más sentido pésame a la reina Isabel II', según ha desvelado la cadena 'BBC'.

Se ha confirmado también que la soberana se encuentra en Windsor, por lo que los agentes de policía están tratando de garantizar que se respete la distancia de seguridad y desde la casa real habrían animado a todos los que quieran rendir homenaje al fallecido o darle un último adiós a que utilicen los libros de condolencias que están a disposición en internet. También se ha propuesto realizar donaciones en su nombre a organizaciones benéficas de su elección o que eran especialmente importantes para el duque de Edimburgo.