CORDON

Demi Lovato y su estrategia para ligar con 'Superman'

¿Será la nueva kryptonita?

VICTORIA LUPIÁÑEZ | CUORE.ES -

Demi Lovato (28) lo está dando todo para encontrar un nuevo novio. Y no uno cualquiera, Demi lo que quiere es un Superman y se ha puesto manos a la obra con la mejor estrategia que hemos visto nunca en la historia de las redes sociales. Desde que el amor entre ella y Wilmer Valderrama se fue al traste la veíamos muy relajadita. Pero de relajación nada.

No te dejes engañar por las apariencias, porque Demi ha estado echando la caña sin que nos diéramos cuenta. Hasta que se ha descubierto el pastel. ¡Y vaya pastel! La estrategia que ha seguido la cantante es lo más. Que tiemblen las agencias de marketing (ya nos la hemos apuntado por si acaso hiciera falta).

El primer paso que dio la cantante fue, evidentemente, empezar a seguir a su Superman. Bueno, el suyo y el de todos porque el guapísimo de Henry Cavill es el que ostenta tal título en la actualidad. Con el primer paso dado y con una diferencia de segundos, ella subió una foto. ¡Y qué foto!

Demi colgó en Instagram una fotaza suya en ropa interior que ha dado la vuelta al mundo y ha causado sensación. Y para terminar la estrategia con éxito, la cantante le dio un par de corazoncitos a dos de las últimas fotos que el hombre de acero había compartido con sus fieles seguidores.

Después de tal despliegue estratégico perfectamente medido, solo quedaba esperar. Y como todo llega a quien sabe esperar... ¡El actor acabó mordiendo el anzuelo! Y no solo le dio al follow, sino que se animó y también le dejó algún que otro mensajito en su foto. Eso sí, con esa elegancia señorial británica que gasta Henry.

Mira, no sabemos si al final Demi pescará en las aguas revueltas de Instagram, pero lo que nos ha quedado claro es que si alguien sabe de estrategias de ligoteo es ella. Abandonemos el "¿estudias o trabajas?" y tiremos la caña a los superhéroes por Instagram, que con un poco de suerte, hasta pican.

La revolución de la técnica del ligoteo ha llegado y Demi es la profe suprema. Pero ya sabes lo que se dice, el alumno supera al maestro. 

¡Nos quitamos el sombrero!