@britneyspears / INSTAGRAM

El padre de Britney Spears arruinó su vida sexual por la gordofobia

Cuando era una adolescente

La cantante denuncia que su padre hiciese crueles bromas sobre su 'gordura'.

CUORE.ES -

Durante los últimos meses, Britney Spears (40) se ha sincerado respecto a sus más grandes temores, sus inseguridades y algunas dificultades que ha enfrentado a lo largo de su vida. Ahora, la cantante recordaba un duro suceso de su pasado que afectó a su vida sexual

La estrella del pop ha confesado recientemente cómo vivió sus primeros embarazos, declarando que incluso sufrió depresión posparto, después de confirmar que está embarazada y espera a su tercer hijo; además ha contado cómo ha tenido que enfrentar la censura de su propio padre Jamie y cómo éste disminuyó su confianza en ella misma de muchas formas.

Ahora, Britney ha abierto nuevamente su corazón para contar que cuando era adolescente, su padre la llamó 'gorda', lo que de alguna manera le afectó tanto que acabó con su confianza y su vida sexual. La cantante, que formó parte del 'Club de Mickey Mouse' desde que tenía 12 años, dijo que se sentía segura de su aspecto antes de que su controladora familia la presionara para que fuera "perfecta y guapa".

A través de su cuenta en Instagram, la de 'Toxic' compartió una imagen de cuando tenía 13 años, que acompañó con el siguiente mensaje:

"Una de las cosas que más me duele es que siempre me decían que estaba gorda y que nunca era lo suficientemente buena. Mi padre siempre me hizo sentir que tenía que intentarlo, intentarlo, ¡intentarlo! A lo grande. Arruinó la semilla profunda de mi existencia, la semilla que me hacía sentir hermosa como cuando tenía 13 años. Mi confianza, mi diálogo interior, y sí, incluso mi vida sexual... ¡Todo completamente arruinado!".

Britney declaró que su padre la hizo sentir "fea" y que incluso, la represión de su familia la llevó a ser rebelde. "Creo que mis días de rebeldía se debían al hecho de que siempre tenía que ser perfecta y bonita, me fui a los extremos y me volví salvaje y traviesa".

Después de algunos años y del término de la tutela de su padre Jamie el año pasado, ahora la cantante de 40 años ha recobrado su confianza y dice que por fin se siente guapa y como si tuviera "13 años otra vez". Ahora tiene el control de su propia vida y está dispuesta a formar una familia con su prometido Sam Asghari, con quien espera un bebé.

"Me sentía hermosa... ¡por lo tanto, lo era! Puede que me sienta así, pero el daño psicológico de mi padre y de todas las personas que lo acompañaron siempre estará ahí".