Ralph Notaro / GTRES

Blac Chyna lo dará todo por no perder la custodia de su hija

CUORE.ES -

Blac Chyna está decidida a batallar en todos los frentes posibles (especialmente en el judicial) cualquier cosa que le haga perder la custodia compartida de la pequeña Dream Renée, fruto de su relación con Rob Kardashian. 

Aquí la amiga no se lo pensará dos veces antes de recurrir a sus abogados si, como apuntan fuentes de su círculo cercano, su exprometido está dispuesto a aprovechar el último jaleo en el que se vio envuelta para alterar radicalmente el régimen de tutela del que disfrutan a día de hoy los dos padres. Vamos, que es capaz de tirar carritos voladores de nuevo. 

"Si el acuerdo al que llegaron por la custodia de la niña corre el riesgo de verse modificado o cuestionado de alguna forma, lucharemos en los tribunales con todos los medios que están a nuestra disposición", ha alertado el abogado de Chyna, Walter Mosley, en declaraciones al portal de noticias TMZ.

Hace menos de una semana, el mismo medio publicó un vídeo en el que la también madre de King Cairo (al que tuvo con el rapero Tyga) aparecía en medio de una acalorada discusión con otra mujer en el parque de atracciones 'Six Flags' (California), un incidente que llegó a su punto fuerte cuando Chyna no se lo pensó dos veces antes de agarrar un carrito infantil y utilizarlo como arma para agredir a su oponente. 

Pocas horas después, fuentes cercanas a la familia Kardashian dejaban entrever que Rob trataría de utilizar este suceso para hacerse con la custodia total de su única hija, alegando que los supuestos problemas de ira de su exprometida podrían generar un efecto muy nocivo en la educación de Dream, tanto o más que la supuesta tendencia de Chyna a "llevar hombres a casa con frecuencia", como explicaban los mismos confidentes.

Consciente de las repercusiones que podría tener el altercado tanto para su imagen pública como para su faceta de madre, Blac Chyna no tardó en justificar poco después el momento de tensión que había vivido con la presión a la que se ve sometida diariamente en su papel de figura pública, al tiempo que describía el incidente como un caso aislado que, de ninguna forma, refleja su verdadera personalidad y la actitud que demuestra delante de sus hijos.

"Ser famosa es ya de por sí demasiado duro con todo el escrutinio de los medios, pero que alguien se sienta lo suficientemente cómoda con la idea de tocar a tus hijos es una historia completamente diferente. No justifico la violencia y no soy una mujer violenta, pero defiendo y admiro la conducta de todas aquellas madres que protegen a sus hijos a toda costa. Con todo mi amor, la madre de King y Dream", reza el extenso mensaje que compartía en su cuenta de Instagram.

 

👀

Una publicación compartida de Blac Chyna (@blacchyna) el