GTRES

Blue Ivy ha crecido y es... ¡Igualisísima a Beyoncé!

Queen B y el rapero Jay Z tienen tres hijos

Tienes que ver el vídeo.

RUTE GODINHO | CUORE.ES -

En Cuore somos fans de Jay Z (52) y Beyoncé (40) desde el principio de los tiempos. La 'power couple' lleva 20 años, y juntos tienen tres hijos, una de ellos se llama Blue Ivy. Es la mayor, y no veas lo mucho que se parece a su madre. Llevábamos tiempo sin ver a la primogénita de la pareja pero... Ha merecido la pena esperar tantos años. ¡Es una fotocopia de Beyoncé!

Y cómo nos hemos enterado de todo esto, te estarás preguntando. Pues mira, sucede que Jay-Z y su hija de 10 años de edad, Blue Ivy, acudieron juntos a un partido de la final de la NBA. Ya se sabe cómo funcionan las cosas en estos partidos, ya que las cámaras del recinto están siempre siempre pendientes de los famosos que disfrutan de la disputa desde las gradas.

Eso mismo fue lo que le pasó a Jay-Z y a su hija Blue Ivy: los pillaron las cámaras, y el rapero, que ahora tiene hasta Instagram y además está acostumbradísimo a estas cosas, decidió abrazar a su niña y darle un beso en la mejilla, todo sonriendo porque las pantallas los tenían a los dos en plano corto. El problema es que Blue Ivy está ya en plan preadolescente y no quería que el padre la abrazara. O eso es lo que parece. Además, no seremos nosotras quienes la juzguemos porque todxs hemos pasado por una fase parecida, ¿verdad?

Total, que la niña ha acudido al partido con la melena suelta y unos aros XL, muy al estilo Beyoncé. Y la chaqueta de cuero, muy Queen B también. Y por favor, es imposible no comentar una y otra vez lo mucho que se parecen...

Jay-Z y sus hijos pasan muchísimo tiempo juntos. El rapero y productor musical ha dicho en varias ocasiones que la prioridad son sus tres hijos, Blue y los mellizos Rumy y Carter. "Sentirse amado es lo más importante que necesita un niño", dijo él en 2021 durante una entrevista al tabloide Sunday Times.

En aquella ocasión, Jay-Z aseguró que da igual la herencia o el negocio que se puedan dejar a los hijos porque lo único importante es lo que ellos quieran hacer con sus vidas profesionales. "Hay que estar atentos a quienes quieren ser", añadió en la misma entrevista el padre de los hijos de Beyoncé. ¡Y cuánta razón tiene!