Bang

Amber Heard, acusada por su extrabajadora de usar su historia de abuso contra Johnny Depp

El juicio polémico

Kate James asegura que todo lo que se contó en el juicio es vivencia suya.

CUORE.ES -

Una vez que los jueces de la disputa legal entre Johnny Depp (59) y Amber Heard deliberaron en contra de la actriz de la película 'Aquaman', muchas declaraciones de testigos que se presentaron en el juicio se han retomado y fortalecido en los últimos dos días. Ahora toca la de una antigua trabajadora de Amber que nos ha dejado locas con su testimonio. 

Kate James, una ex trabajadora personal de la actriz, en 2020 la acusó de haberle robado su propia historia como víctima de violencia sexual, cuando se desarrolló el primer juicio por difamación entre la pareja y en el que Depp perdió contra el diario 'The Sun', que lo llamó "golpeador de mujeres". 

En ese entonces, la ex asistente expuso algunas quejas contra Amber Heard por el supuesto maltrato del que fue víctima mientras trabajaba para ella, entre las cuales afirmó que recibió un sueldo muy bajo por más de una década por ocupaciones que suponían desde ir de compras y ocuparse de la administración, hasta hacer recados y arreglar sus coches.

"Me pagó 25 dólares por hora para empezar y finalmente accedió después de gritarme insultos, a que me pagaría 50 mil al año una vez que comenzara a trabajar a tiempo completo", señaló en ese momento James. 

No obstante, durante el segundo y más reciente juicio, la ex empleada de Amber Heard reveló que había sido víctima de abuso sexual en Brasil cuando tenía 20 años y que al leer las presentaciones de la actriz, notó que ella había tomado su historia para construir acusaciones en contra del protagonista de 'Charlie y la fábrica de chocolate'.

"Para mi total conmoción y consternación, descubrí que la Sra. Heard había robado mi conversación sobre violencia sexual y la había convertido en su propia historia para beneficiarse a sí misma”, afirmó Kate y añadió: "Esto, por supuesto, me causó una angustia e indignación extremas porque se atrevería a intentar usar la experiencia más desgarradora de mi vida como su propia narrativa".

Además, Kate James destacó que, si bien había sido llamada a testificar, también lo hacía para dejar un precedente de que no se debe mentir sobre ser "una sobreviviente de violencia sexual y es muy serio adoptar esa postura si no lo eres".