GTRES

Adara Molinero ya está creando 'hype' sobre su boda con Rodri Fuertes

Así, como si nada

La pareja ha ofrecido su primera entrevista conjunta y no han parado de preparar el terreno para un inminente anuncio de boda.

CARMEN RAYA | CUORE.ES -

Que la revista Lecturas nos pille confesados porque la exclusiva que Adara Molinero (29) y Rodri Fuertes han dado para dicha publicación nos ha hecho estar pensando ya en el modelito para la boda. ¿Por qué? Pues porque durante toda la conversación, Adara y Rodri no han parado de desvelar pistas sobre cómo podría ser su futuro enlace matrimonial. ¿No nos crees? Sigue leyendo.

"'A ver cuándo me pides que nos casemos', me dice ella", asegura Rodri sobre la actitud de Adara respecto a la posibilidad de pasar por el altar. Pero OJO que ella ya sabe cómo quiere ir vestida: "Sí, sería una novia clásica. Siempre me he imaginado con un vestido precioso, con la parte de abajo súper pomposa". Pero atiende que por si no fuera poco, luego ha rematado con un "estoy muy enamorada, yo me casaría mañana mismo". 

Y si pensabas que no saben qué tipo de enlace celebrarán, también lo tienen clarísimo, o por lo menos él lo tiene: "Por la Iglesia. Soy creyente, pero es por mi abuela". 

En la salud y en las operaciones

Que esta pareja se quiere es algo que no poníamos en duda por lo han demostrado a las duras y a las maduras. Rodri siempre ha estado al lado de Adara durante las operaciones a las que se ha sometido y la última ha sido recientemente.

Resulta que Adara ha entrado de nuevo en quirófano y esta vez ha salido de la sala de operaciones con una visión totalmente renovada. Y no, no es broma. Es literal. "¿Qué tal por aquí? Bueno, bueno, bueno... Estoy feliz. He salido a la calle, he mirado de lejos y he dicho 'no puede ser'. Veo incluso mejor que con las gafas. Estoy flipando, fascinada... No voy a ser exagerada pero quería llorar de la emoción", decía en un Stories en el que no podía disimular su cara de felicidad absoluta.

Adara Molinero recién operada de miopia
INSTAGRAM

A pesar de las idas y venidas que ha sufrido la pareja durante toda su relación, Rodri siempre ha estado ahí para Adara cuando esta ha pasado un mal momento de salud o, como en este caso, se ha tenido que someter a una sencilla operación, pero un tanto incómoda. Además, ha sido muy divertido ver (ejem, ejem) cómo mientras Adara Molinero decía en sus Stories que veía fenomenal, Rodri desde su propia cuenta de Instagram la miraba (ejem, ejem) y decía: "No ve ni un pijo". Ains, con los disgustos que nos da esta pareja, y lo bien que nos lo hacen pasar en otras ocasiones.