GTRES

Si te toca la lotería: cómprate la camisa más cara del mundo (plata no es)

Un capricho para multimillonarios

Es de hombre, pero nos la pondríamos FIJO.

RUTE GODINHO | CUORE.ES -

¿Qué hacen los muy ricos cuando se aburren? Comprarse caprichos inasequibles y presumir todo lo que pueden y más. Cristiano Ronaldo (37) con su megayate, Paris Hilton (41) y 'mi gran boda' de tres días... Los ejemplos son muchos, pero hay uno que tiene especial interés. Hablamos de la camisa (de hombre) más cara del mundo, una pieza tejida en oro que pesa... Siéntate.

Carísima y pesada. Así es la camisa más cara del mundo. Tampoco te creas que tiene un diseño increíblemente elegante o que la firma un superdiseñador parisino. Para nada. el diseño es de lo más normalito y la camisa viene de la India. Pesa tres kilos.

La prenda está hecha de oro, aunque su historia es un poco truculenta. Vamos a contarte qué le ha pasado a su dueño, pero primero quién y dónde decidieron fabricarla. ¿Por qué lo hacemos? Porque se acerca el Sorteo de Lotería de Navidad y a lo mejor a partir del próximo día 22 de diciembre ni siquiera vas a saber qué hacer con tantos ceros en tu cuenta bancaria (y billetes en el bolso, por qué no).

Fue Datta Phuge, un prestamista indio quien encargó una copia de una edición italiana. La pidió, eso sí, ¡en oro! Para ello confió en el diseñador Tedzhpal Rankar, y el resultado fue una prenda única. No es que nos guste repetirnos, es que impacta muchísimo que una camisa esté hecha de oro y pese más que un bolso, ¿verdad?

 Además, si te la pones tienes que contratar un servicio de seguridad porque imagínate la de miradas (y envidia) que vas a acaparar. Phuge, cuando se la ponía, jamás se desplazaba solo. Y es que estamos hablando de oro, el metal precioso más apreciado en India. Son también los brillantes Swarovski en los botones y para ello un minucioso trabajo de joyería finísima llevado a cabo por 15 joyeros durante dos semanas.

En Bombay, ciudad en la que vivía el propietario de la camisa de oro, hay muchísimos multimillonarios. Datta Phuge era uno de ellos. Tuvo que desembolsar nada más y nada menos que 250.000 dólares (cerca de 213.000 euros). Cuentan que este señor estaba obsesionado con el oro, y que le gustaban mucho las excentricidades. Ya se sabe que invertir en este metal es siempre (o casi siempre) una buena opción.

Bueno, el caso es que a Datta Phuge lo asesinaron en 2016. Ocurrió en Pune, una ciudad india. Hicieron falta 12 personas para acabar con la vida del empresario. Esto porque Datta siempre iba acompañado de un enorme equipo de seguridad. DEP.