ISTOCK

Colonias de mujer que mejor huelen a muñeca: resuelto el secreto (y cómo encontrar la tuya)

PERFUMES OLOR MUÑECA

Resolvemos el misterio moderno de la perfumería y por qué a cada una nos gusta una diferente.

ARACELI OCAÑA | CUORE.ES -

Encontrar una colonia que huele como tú quieres y puedas llevarla todos los días es como encontrar el Santo Grial: ¿existen acaso las colonias de mujer con olor a muñeca? ¿Es eso lo que buscas? Hemos consultado con una experta (expertísima) en perfumes que nos ha resuelto este secreto: y es que cada una tenemos una idea de 'olor a muñeca' en la cabeza, ninguno es el mismo... Pero por suerte también sabemos qué buscar para encontrar el nuestro. Y aprovechar para hacer acopio, que luego dejan de fabricarlos y vienen los lloros.

A llorar, a la perfumería.

La historia comienza así: a raíz del lanzamiento del último perfume de Tom Ford con olor a muñeca (y precio imposible), en la redacción de Cuore nos dimos cuenta de que cada una teníamos un concepto diferente y buscábamos cosas distintas cuando queríamos trasladar esta idea a un frasco. Y no hay que ahondar mucho para darse cuenta de que los recuerdos de infancia varían mucho entre diferentes personas, incluso cuando los han vivido a la vez (si tienes hermanxs, seguramente cada unx tenga un plato favorito y no todos tienen por qué ser croquetas, aunque nos vuele la cabeza que esto pueda pasar, la verdad). Así que hasta el "olor a muñeca" puede ser muy distinto dependiendo de a quién preguntes.

Por suerte, nosotras hemos ido a preguntar a alguien que sí sabe de verdad de lo que habla, Maddalen Marzol, experta en olores (tanto, que después de instruirnos durante años en su blog y redes sociales, abrió su propia tienda de perfumes en San Sebastián, Hunky Dory Laboratory) que, para empezar, nos explica que esta moda no es nada nueva: "Estuvo 'on fire' hace 15 años, cuando salió el que es el olor a muñeca por excelencia, Teint de Neige de Lorenzo Villoresi". Que ahora algunas marcas apuesten por traerlo de nuevo a nuestras vidas tiene sentido... ¿Acaso no hemos hecho pan o nos hemos lanzado a hacer manualidades tradicionales con tal de intentar recuperar la vida de antes? (De antes de 2020, pero de mucho antes, si nos ponemos).

Aferradas, pues, a los recuerdos que puede traernos un perfume, le preguntamos a Maddalen qué tenemos que buscar para dar con la clave: "Para mí, el olor a muñeca es muy personal, porque va asociado a los recuerdos infantiles, porque te recuerda a la muñeca que tuviste. El olor genérico es empolvado, que normalmente tiene almizcle y sobre todo suele tener flores como rosa, violeta, iris o un toque dulce con algo de vainilla e incluso notas frutales tipo pera, que también le da un toque infantil. Si es empolvado seco no suele activar ese recuerdo. También es verdad que hay veces que sacas un perfume que no tiene nada que ver y la gente lo asocia a algo conocido."

Sin embargo, en Tom Ford han apostado por otra vía con Tubéreuse Nue, que merece la pena explorar, por qué no: "Tiene tuberosa (o sea, nardo) y jazmín, son dos notas que normalmente no se marcan mucho en olor a muñeca, que normalmente se separa por una fina línea del olor a maquillaje."

Así que si lo que quieres es aproximarte más a este olor, nuestra experta, que es una gran enciclopedia del perfume, tiene buenas noticias: no hay que gastarse un dineral, ni siquiera aunque quieras ir a por lo mejor que hay en el mercado. "Si lo que te interesa es oler a nardo, que puede ser exquisito, el más exquisito que conozco  es Perris Montecarlo y la versión más cara con el mejor nardo que he olido yo es el Carnal Flower de Frederic Malle. Si lo que buscas, en concreto, son perfumes con nardos que huelan a muñeca están Fracas de Robert Piguet que es un ultraclásico, un nardo más dulce, de los años 40, aún se comercializa y es el típico que usa la 'jet set."

Resuelto el misterio, preguntamos por una recomendación para estar al día y no quedarnos solo con propuestas antiguas... Maddalen lo tiene claro y nos propone La fin du monde de Etat Libre D'Orange, disponible en su propia tienda y que no solo por su descripción apetece (¡¿palomitas?!) sino por lo que nos cuenta de ella: "Es una versión moderna del olor a muñeca, que tiene mezcla de empolvado con toque chuche, de gominola, y tiene ese aire, aunque menos clásico."

Visto todo esto, no nos podemos resistir y hemos buscado algunas de los perfumes y colonias que mejor huelen a muñeca... Y estas son las seleccionadas.