zoranm / ISTOCK

'Vajacial': qué es y en qué consiste este íntimo tratamiento

Apunta: hay que cuidar la zona vaginal

No solo hay que echarse cremitas en la cara... También ahí abajo. 

ROCIO ROBLEDO | CUORE.ES -

Si eres de las que no falta ni un día a su rutina de belleza, sigue leyendo porque esto te interesa. Por aquí somos las reinas de las cremas, los sérum, los contornos de ojos y todo lo que tenga que ver con el cuidado de nuestra carita, pero... ¿Es que acaso solo es importante cuidar la cara? Vale, seguro que dices: "Pero si yo me echo crema y me hidrato todo el cuerpo". Pues no, amigui, no, todo el cuerpo no y cuando te contemos en qué consiste el 'vajacial' dirás: "Ah, pues es verdad". Claro. 

El vajacial (la mezcla de facial y vaginal) es un nuevo íntimo tratamiento que se ha puesto de moda y ya era hora, porque la zona íntima, o sea, vaginal, también hay que cuidarla y es la gran olvidada. Esto es 'toto' lo que debes saber de esta tendencia (perdón por el chiste). 

-¿Pepino para 'limpiar' la vagina? Las modas íntimas más peligrosas que NO debes hacer

Pero mucho ojo, que no cualquier cosmético es bueno para nuestra zona íntima. Antes de echarte nada te recomendamos visitar un especialista, a no ser que quieras acabar con una infección y paseándote así por tu casa: 

El concepto vajacial ya lo habíamos escuchado en la serie 'The Bold Type' de Netflix, donde una de sus protas se atreve con uno de estos tratamientos y la lía un poco, de ahí que queramos explicarte en qué consiste y qué hacer para no estropear tu flora vaginal. Porque aunque la vagina no necesita ponerse 'guapa' porque es una vagina y tiene el aspecto y huele como una vagina, no está de más cuidarla un poco. Palabra de ginecóloga. Al parecer, lo de hidratar tus partes es más necesario de lo que pensábamos. 

¿Y cómo debemos cuidar entonces nuestra vagina? Esta nueva tendencia surgida en Inglaterra, por cierto, incluye exfoliación, hidratación y una limpieza profunda. Así lo explica la Doctora Ana Molina, profesora de dermatología en la Universidad Autónoma de Madrid: "Incluye zonas recubiertas por piel, como los labios mayores, pero también por mucosas, como los labios menores y la entrada de la vagina. Es un área más sensible que el resto de la piel, es generalmente más oscura, por la fricción y la influencia hormonal. Tiene un olor diferente, ya que cuenta con unas glándulas sudoríparas especiales llamadas apocrinas, que producen un sudor más espeso, el cual contiene principalmente grasas, proteínas y productos de degradación de la testosterona. A su vez el pH es diferente al del resto y necesario para mantener una flora específica, por lo que su alteración puede favorecer el desarrollo de infecciones". 

Eso sí, mucho cuidado porque como te decíamos, la piel de esta zona es muy sensible: "Cuidar de la zona íntima, mantener buena higiene e hidratación es necesario. El problema es que existen muchos tipos de vajacial, que se pueden realizar en casa o en consulta. Algunos tratamientos están bien planteados, mientras que otros incluyen kits de venta domiciliaria con activos irritantes. Además, aplicar comida en esa zona aumenta la probabilidad de sufrir una dermatitis de contacto o una infección. Tampoco me parece oportuna la exfoliación, ni química con ácidos ni física con dermoabrasión, pues igualmente podría favorecer la irritación y el picor. Lo ideal es acudir a un centro médico con garantías y experiencia. Hoy en día ya existen incluso unidades especializadas en las que trabajan dermatólogos y ginecólogos de forma coordinada", apunta la experta.