Adiós, Gates; hola Sussex: Meghan y Harry forjan una marca conyugal de filantropía y 'show'

Meghan Markle y el príncipe Harry.

Meghan Markle y el príncipe Harry.

4
Se lee en minutos
Noelia Sastre

Viven en la misma costa de Estados Unidos, la Oeste, a orillas del mismo océano, el Pacífico, pero los 1.800 kilómetros que separan el gigantesco hogar de los Gates en el frío Lago Washington de la soleada mansión californiana de los Sussex muestran dos formas de vivir y hacer muy diferentes. Claro que ambos matrimonios, uno ya roto, el otro recién formado, centran sus esfuerzos en la filantropía. Pero así como el divorcio de Bill y Melinda ha sorprendido a los 1.600 empleados de su fundación, que destina 5.000 millones de dólares en subvenciones anuales a 135 países, el príncipe Harry y Meghan Markle dan los primeros pasos en la suya, Archewell, todavía en construcción y cada vez más cómoda en los medios. Es lo que tiene California: espectáculo y entretenimiento asegurado. 

Epstein, disparadero de la ruptura

Y mientras los Gates protagonizan la noticia de la semana, con crónica negra incluida (se especula que las reuniones de Bill con Jeffrey Epstein, condenado por pederastia, fueron motivo de separación), los Sussex hacen doblete por la vacuna para acabar con la pandemia, unidos por las mismas causas. Así empezaron también el fundador de Microsoft y su mujer, juntos por un objetivo que visto desde 2021 parece insignificante: proveer de acceso gratuito a internet a las bibliotecas públicas de Estados Unidos. Con los años sus intereses se han alejado, ella centrada en mujeres y niñas, él en energías sostenibles. Ahora la fundación asegura que nada cambia. Seguirán apoyando todos esos proyectos desde Gates Ventures (Bill) y Pivotal Ventures (Melinda). 

Melinda y Bill Gates, en Davos, en 2015

/ AFP / Fabrice Coffrini

Salud mental, racismo y pobreza

Los duques, por el contrario, parecen estar muy en sintonía. Caminan de la mano, quieren “unir a las comunidades locales y globales, on-line y off-line”, creen que “la compasión es la fuerza que define el siglo XXI” y apoyan “a organizaciones que impulsan el cambio cultural”. La salud mental, la lucha contra el racismo y la pobreza centran su tiempo, ya no bajo el sello real sino con el logotipo de Archewell, nombre que se inspira en su hijo y en la palabra griega “fuente de acción”. Con una imagen del niño en su segundo cumpleaños piden estos días donaciones para la vacuna del covid en países pobres.

 

Su marca ya no lleva el sello real, sino el logotipo de Archewell, nombre que se inspira en su hijo y en la palabra griega “fuente de acción”

Los Sussex decidieron posponer el lanzamiento de la fundación por la irrupción de la pandemia y el estallido de las protestas del movimiento Black Lives Matter. Finalmente presentaron la web el último día de 2020, incluyendo fotografías de la infancia de ambos con sus madres, Lady Di y Doria Ragland, acompañadas de una carta de buenas intenciones para “perseguir lo mejor de la humanidad”. 

Socios de José Andrés

Entre sus socios y proyectos destacan promover el altruismo en la sociedad desde la Universidad de Stanford (Center for Compassion and Altruism Research and Education), la ética de la tecnología (Center for Humane Technology), el apoyo a terapias y recursos de salud mental para mujeres y niñas negras (Loveland Foundation) o la investigación para reinventar la tecnología y defender la justicia social, racial y económica en el sector tecnológico (UCLA Center for Critical Internet Inquiry). Y apoyan también la iniciativa de uno de los chefs más famosos de EEUU, el asturiano José Andrés, que con su World Central Kitchen ayuda a familias y comunidades locales en diferentes puntos del planeta. En este caso financiarán la construcción de cuatro centros comunitarios en Dominica (isla caribeña que pertenece a la Commonwealth) y Puerto Rico.

Documentales y pódcast 

Además, han creado Archewell Productions a través de un acuerdo con Netflix que incluye una primera serie documental, “Heart of Invictus”, sobre las historias humanas detrás de los Juegos Invictus fundados por Harry. Y el lanzamiento de Archewell Audio junto a Spotify: una serie de pódcast “con diversas voces, perspectivas” y famosos amigos de la pareja como Elton John o James Corden. 

La pareja impulsa podcasts con voces como Elton John y documentales; el día 21 se estrena en Apple TV una serie sobre salud mental en la que que aparecen Lady Gaga y Glenn Close

En el equipo de la fundación están Christine Schirmer, ex directora de comunicación de Pinterest y Apple; James Holt, que fue portavoz de la pareja en Londres, o Toya Holness, que trabajó en el Departamento de Educación de la ciudad de Nueva York, ahora su jefa de prensa. La agencia de relaciones públicas Sunshine Sachs supervisa esta aventura filantrópica que también incluye una serie sobre salud mental para Apple TV (se estrena el 21 de mayo), creada y producida por Harry y Oprah Winfrey, centrada en las historias personales de 'celebrities' como Lady Gaga o Glenn Close. “Necesitamos cambiar la vergüenza que rodea los problemas mentales por la sabiduría y la compasión”, señala Winfrey.

Noticias relacionadas

Príncipe estrella de rock

“Nacemos en distintos ambientes, pero nuestra experiencia compartida es que todos somos humanos”, añade Harry, que lo mismo se une a una 'star-tup' tecnológica como “chief impact officer” que se sube a un escenario, micrófono en mano, en el primer 'show' en vivo de la era pospandemia. Fue el pasado fin de semana en el concierto por la vacuna del covid en Inglewood. Allí estaban Jennifer López, Foo Fighters, J Balvin, Eddie Vedder y un príncipe británico convertido en estrella del rock en California.