28 oct 2020

Ir a contenido
10 cosas que hay que saber de Stay Homas

tàssies

El fenómeno viral de la cuarentena

10 cosas que hay que saber de Stay Homas

Sus vídeos acumulan ya más de 16 millones de visualizaciones. Son tres veinteañeros que lanzan 'hits' desde una terraza de Barcelona. Hasta Michael Bublé les ha hecho una 'cover'

Ana Sánchez

1. El cubo de fregar más famoso del mundo 

Se veía venir que estarían en todos los fregados. El icono de la banda es un cubo de la fregona tuneado que usan a modo de percusión. «Nadie  sabe de dónde ha salido»,  se ríen. Lo llevarán de gira. «Seguro», prometen.  Deberían meter en la maleta parte de su menaje del hogar. Acompañan los temas con botes de pimienta, tapas de sartenes, espátulas y cajas de cartón.

2. La voz de Nemo

Era un pez gordo ya con 9 añitos. Klaus Stroink fue quien dobló al pez de Disney. Es actor de doblaje, además de trompetista  y miembro de Búhos. El que aporrea el cubo de fregar es Guillem Boltó. El del moño con aura de adolescente trapero. «Trombonista y cheerleader de Doctor Prats», se describe en Instagram. A la guitarra está Rai Benet, que en realidad trabaja como bajista, también en Búhos. Veinteañeros, amigos y adictos al FIFA. Comparten ático en la Esquerra de l’Eixample desde hace apenas cuatro meses.

3. Altar anticoronavirus  

«Santería de bajo presupuesto», se reía Klaus a la semana de confinarse. Ahí sigue su altar casero: virgen de Guadalupe, muñequito de Sudáfrica, gato chino y moreneta. Se ve que es efectivo. «En el mundo, la situación es una mierda –asiente el trío—, pero en esta casa ha sido divertido».

4. Una terraza viral

Empezaron haciendo “un vermut sin ninguna pretensión”, suelen quitar hierro. En casi dos meses de cuarentena, sus videoclips terraceros acumulan más de 16 millones de visualizaciones. Eso es casi la población de Portugal y Nicaragua juntas.«Estamos un poco en shock», confiesa Rai. Tienen webcanal de Youtube y un primer tema remasterizado en Spotify. Hasta hay un hilo de Twitter para averiguar "qué  Stay Homas eres según tu personalidad". Ya responden a diario más preguntas que Fernando Simón.

 

5. ‘Sold out’ en 15 minutos 

Anunciaron su primer concierto en Apolo durante uno de sus 'lives' domingueros en Instagram. Las entradas se agotaron en un cuarto de hora. La fecha —31 de julio— se mantiene «a la espera de noticias oficiales», apunta su discográfica. Acaban de fichar por Sony. Eso significa que habrá álbum y gira. 

6. Viven "en una simulación" 

Han compartido sus vídeos desde Puigdemont hasta Rubén Blades. “¿Qué tienen? –se preguntaba el cantante panameño en Twitter. “Talento -respondía acto seguido-, ideas, sentido del humor, entusiasmo”. Acabaron haciendo una hora de FaceTime con él. «Nos dijo que siguiéramos siendo nosotros mismos —cuenta Guillem—,  que es lo que intentamos hacer». Acaban de publicar una colaboración con Pablo Alborán. Incluso ha versionado uno de sus temas Michael Bublé. «En fin, vivimos en una simulación», confesaron por tuit al enterarse.  

7. ‘Confination songs’ 

Así llaman a sus 'hits'. Ya han compuesto 27. Lo mismo te desean «un cumpleaños sin fiesta» que asumen con estribillo pop que «estamos mal pero es lo normal». Diario musical del confinamiento: desde cuando se extinguía el papel de váter hasta que hemos acabado “haciendo chorradas por encima de nuestras posibilidades”. Cantan en catalán, castellano, inglés, brasileiro. A ritmo celta, trap, con lereleré. Su nombre salió del segundo tema: 'Stay homa' (quédate en casa con tonito reggae). 

8. Cibercolaboraciones 

En medio de la canción, sacan el teléfono y, zas, se pone a cantar otro artista en cuarentena. Ya han pasado por su terraza vía móvil Sílvia Pérez CruzManu ChaoMacacoSofía EllarJudit NeddermannSara SocasNil Moliner y otra decena de voces con pedigrí. El último, Alborán. Algún 'groupie' pedía hace semanas un 'confineo' featuring Rosalía. Ya no se ve tan descabellado. «Lo sigue siendo –puntualiza Guillem—, pero quizá ahora estamos un pelín más cerca».

 

9. Todo muy «punki» 

Se levantan, van a la oficina, que es el comedor. «Bueno, y hoy, ¿qué?». El organigrama «punki» no ha cambiado, aseguran. Siguen haciendo las colaboraciones con audios de Whatsapp. “Nuestro ritmo de vida –eso sí- ha aumentado”, resoplan. “Tenemos más faena que nunca”.

10. Fama con mascarilla

Es lo más insólito que les ha pasado: «Salir a tirar la basura con la mascarilla puesta y que digan: ‘¡Ey! ¡Stay Homas!’. ¿Cómo puede ser eso?», se pregunta Guillem. Es raro, confiesan. "Estamos viviendo todo desde casa". ¿Cuál es su sueño a estas alturas? «Cada día es más inesperado todo esto —responde Klaus—. Es un poco loco tener pretensiones».