Adriana Di Ippolito, Manager de marketing y comunicación de LELO

Podcast | Adriana Di Ippolito: "La falta de educación lleva a los jóvenes a hacerse una idea irreal del sexo"

La manager de marketing y comunicación de LELO explica las trabas publicitarias a las que se enfrentan por contenido explícito y lo que supuso el "boom" del succionador de clítoris para la masturbación femenina

Adriana Di Ippolito, directora de comunicación y marketing de LELO. 

Adriana Di Ippolito, directora de comunicación y marketing de LELO. 

13
Se lee en minutos

Adriana Di Ippolito es manager de marketing y comunicación en España y Portugal de LELO, la marca premium de juguetes sexuales que nació en Suecia y que lleva un recorrido que ya suma millones de clientes y casi veinte años de experiencia. Ippolito defiende la importancia de la educación sexual para no caer en la pornografía, donde asegura que los jóvenes y adolescentes adquieren ideas equívocas de lo que es el sexo en realidad.

Además, Di Ippolito apuesta fuertemente por la innovación y el respaldo científico, con estudios y estadísticas, como motor fundamental para avanzar en el sector en la mejor dirección. Creatividad, sexualidad, tabúes... En el camino al que se dirige la compañía, que pasa, entre otras, por satisfacer la curiosidad, la responsable destaca la importancia del respaldo de Prensa Ibérica-BeSolutions: "Nos acerca muchísimo a lograr nuestro objetivo".

Hace poco que se ha cerrado el 2021, otro año más un poco atípico, ¿ha sido un buen año para LELO?

Ha sido un buen año en muchos aspectos. Podemos hablar de cifras de crecimiento, que las ha habido, y también de lo que hemos logrado como marca: posicionarnos mucho más en la opinión de los clientes y de los consumidores como una marca premium, de confianza. Además, hemos reforzado nuestra posición y nuestra experiencia en una parte del territorio que nos avala como expertos o prescriptores en la categoría del bienestar sexual.

¿Cómo crees que ha evolucionado el mercado español con relación al producto de juguetes sexuales?

Desde los inicios, España ha sido un territorio muy importante, lo sigue y lo seguirá siendo en el futuro; hay una historia reciente de juguetería erótica muy importante. Tenemos un canal tradicional de venta muy establecido, con tiendas que también llevan muchos años en el mercado y que han ido evolucionando al ritmo de éste.

Antes, un sex shop era un sitio oscuro, con poca iluminación, donde no querías que se te viera. Hemos visto, a medida que hemos explorado y abierto el tema de la sexualidad y el bienestar en la mente de la gente, que las tiendas han ido abriendo sus escaparates: ahora tienen colores mucho más amigables, invitan a entrar… Todo eso ha ayudado a que el mercado de la juguetería erótica, y en este caso de nuestra marca, de LELO, se posicione como se posiciona a día de hoy.

El 2018 fue el año del boom de los succionadores de clítoris convirtiéndose en la puerta de entrada para reivindicar el placer femenino casi como un derecho de las mujeres

Lo que es muy importante destacar aquí, que no ha pasado en otros países, es que en el año 2018 o 2019 hubo lo que se conoce ahora mismo como el “boom” de los succionadores de clítoris, que fue la grandísima puerta de entrada para hablar y reivindicar el placer femenino, la masturbación femenina, casi como un derecho que tienen las mujeres. A explorar su cuerpo y su sexualidad sin ningún tipo de vergüenza ni tabú.

A partir de aquí, en España, se han logrado cosas increíbles, como poder hablar en territorios, medios y canales que nunca habíamos explorado anteriormente. Teníamos un canal erótico tradicional muy fuerte, pero es que ahora hablamos de que tenemos presencia en las tiendas online de El Corte Inglés, de Sephora… Es decir, de otro tipo de canales o tiendas en las que años anteriores hubiera sido impensable que hubiera producto como el nuestro.

Otra ventaja de este "boom" es que nos permite hablar de una conversación mucho más profunda de lo que es el bienestar sexual: cómo nos afecta, cómo nos puede ayudar en nuestras relaciones en pareja o en nuestro propio conocimiento. En medios, durante muchos años, incluso haciendo contenidos de pago o queriendo gestionar publicidad, no podíamos entrar. A partir del 2018 y 2019, ¡es que empezaron a llamarnos! Es una puerta que se ha abierto para no volverse a cerrar.

Comentabas el freno que podía existir a la hora de acercarse a un sex shop. ¿Ha ayudado mucho el comercio online al sector?

LELO ha sido pionero en lograr que la gente llegue a nuestro producto desde nuestro ecommerce. La tienda online y todo lo que es el desarrollo y la innovación de LELO se hace totalmente in-house. Tenemos fábrica propia, diseñadores, ingenieros… Todo eso que tiene la compañía detrás es una maquinaria muy potente que, al final, también deriva en nuestro ecommerce, en nuestra web, para tener un contacto mucho más cercano con el cliente.

Es muy importante también este canal para nosotros porque al final es la tendencia. Igual que las redes sociales, donde hay nuevas tendencias de shopy online que hemos empezado a desarrollar estos años. 

Estudios de Lelo contribuyen a desmontar muchos de los mitos que existen en torno a los juguetes eróticos. 

/

¿Cuáles son las diferencias entre el mercado español, el francés y portugués?En España siempre hemos sido muy pioneros y hemos estado muy adelantados en relación a otros países. Esto no es ni mejor ni peor, unos llegan antes y otros van escalando.

Por poner un ejemplo: el matrimonio homosexual lleva 20 años aprobado cuando hay muchos países de la región europea donde esto todavía no ocurre. De la misma manera, en cuanto a la apertura de sexualidad, podemos destacarnos por encima de muchos otros países.

En concreto, la diferencia con Portugal, nuestro vecino más cercano, es que es una sociedad un poco más conservadora en cuanto a la exposición mediática. Sin embargo, es verdad que a partir del año pasado, sobre todo, hemos visto que hay por lo menos una curiosidad: te preguntan más, investigan más… A pesar de ser un mercado más pequeño y de alguna manera más conservador, no quiere decir que no tenga esa curiosidad y que empiece a desarrollarla a su ritmo. Al final, a las personas y a las sociedades no podemos imponerles ese tipo de mensajes que a lo mejor tenemos aquí en España, pero hay que encontrar un mensaje que cale en ese público, mientras haya una disposición a escucharlos.

En Francia, la sexualidad sigue siendo un tema tabú, a pesar de que solemos considerarlos como los más abiertos en cuanto a sexualidad. Son temas muy sensibles, sobre todo en lo que respecta a placer femenino. Hagamos énfasis en esto porque sí han sido invisibilizados durante mucho tiempo.

"Lo que tenemos todos en común es la falta de una educación sexual que no sea única y exclusivamente preventiva"

Pero más que ver lo que nos diferencia, te quería comentar lo que tenemos en común, tanto con el mercado español, con el francés, con el portugués, como probablemente con todos los que tenemos: la falta de una educación sexual que no sea única y exclusivamente preventiva. Cuando nos hablan de la educación sexual, solo nos hablan de la prevención, incluso desde la culpabilización. Pero nunca se habla de explorar el sexo de una manera segura, consentida, de conocer todo lo que involucra una sexualidad abierta…

Este es el gran fallo que tenemos en todos los países y que vemos en todos los mercados en los que operamos. La gente, los niños y los adolescentes, tienen curiosidad porque somos seres sexuados desde que nacemos hasta que morimos. El problema es que mientras más nos restringen y nos limitan esa información de una manera transparente y acorde, los jóvenes y adolescentes más buscan respuesta en la pornografía, y, claro, se hacen una idea preconcebida del sexo que no tiene nada que ver con la realidad.

Placer de lujo, diseño, innovación... ¿Cuáles son todos los valores que acompañan a LELO?

La innovación, la funcionalidad y el diseño en función del bienestar sexual. Para nosotros es muy importante que el juguete sea de una calidad altísima, que tenga los mejores materiales biocompatibles con en el cuerpo, que sea un juguete seguro, que su función se cumpla, y que, además, sea un objeto que reivindique una parte visual que también es importante. 

Adriana Di Ippolito, manager de marketing y comunicación de LELO.

/

Además de a la venta, os habéis dedicado también a derribar estigmas y prejuicios; el sexo parece ahora menos tabú. ¿Cuál ha sido el cambio más notable que habéis percibido en vuestros casi 20 años de trayectoria?

El cambio más notable es esta apertura en la conversación. Antes, para lograr que se nos escuchara, teníamos que tocar muchas puertas e insistir muchísimo, ahora la gente incluso viene a nosotros demandando información. La educación sexual es importante, pero también posicionarnos dentro de un territorio como expertos. Nosotros contamos con sexólogos, doctores, estudios, encuestas… Una cantidad de datos que nos avalan para poder hablar con propiedad de un tema.

El año pasado, por ejemplo, sacamos un estudio, realizado en 2020, sobre cómo afecta o no el uso de nuestro succionador en la anatomía del clítoris. Se hizo una medición en cien mujeres para ver esas características con una ecografía Doppler, que en España nunca se había hecho en el clítoris. Luego, a través del uso continuado durante “x” cantidad de tiempo, con unas condiciones experimentales que acordamos con estas personas, medimos si había habido un cambio o no. Ha habido mucho bulo con eso de "si lo usas mucho pierdes sensibilidad o hace daño".

Dentro de las muchas cosas que nos arrojó el estudio, cuando hicimos la ecografía final, pudimos observar que no había cambio, que no afecta, más bien mejora la respuesta sexual. Con este tipo de cosas que solemos hacer, lo que intentamos es darle mucha más profundidad a un tema. Todo lo que ponemos detrás es lo que más ha cambiado en los últimos tiempos.

Dentro de vuestra estrategia de comunicación, ¿cuál es el papel que juega Prensa Ibérica?

Desde hace un par de años, Prensa Ibérica se ha convertido en un partner muy importante para nosotros, sobre todo por lo que comentaba a nivel de medios. Cualquiera que quiera ser un altavoz y ayudarnos a divulgar este mensaje desde la honestidad y desde el respeto, va a ser mucho más que bienvenido. Con Prensa Ibérica lo que hemos logrado es una participación muy activa y muy constante de nuestro mensaje, y eso, por supuesto, se agradece.

Que estés en una cruzada con un tema y que tengas un grupo como Prensa Ibérica detrás que también quiera hacerse eco de ese tema y ponerlo a disposición de la audiencia, para nosotros ha sido fundamental. Es un partner muy importante a la hora de divulgar y proyectar nuestro mensaje.

¿De qué manera afecta a vuestra estrategia de comunicación la limitación de vuestro sector, por contenido explícito, en plataformas como Facebook y Google?

Es un problema y además es tremendamente injusto. Entiendo que como todo producto o contenido que sea dedicado a personas mayores de 18 años, tiene que haber unas restricciones. Pero muchas veces nos encontramos con unas prohibiciones casi inquisitorias, sobre todo cuando nos comparamos con otro tipo de artículos que hablan prácticamente de lo mismo.

"Muchas veces nos encontramos con prohibiciones casi inquisitorias"

Por ejemplo, como pasa con los condones, que también hablan de bienestar sexual, salud sexual y prevención, pero que entran en una categoría médica y por lo tanto no tienen las mismas restricciones que otros productos que nosotros tenemos. Estas prohibiciones en las distintas plataformas refuerzan un mensaje como de culpa, de vergüenza, de que no está bien hablar de este tipo de temas. Y eso al final nos lo pone muy difícil. Creo que con unas restricciones acorde, que se tienen las herramientas para hacerlo, podríamos tener una conversación mucho más honesta para satisfacer la curiosidad y la demanda de información.

Imagino que teniendo en cuenta estas limitaciones, tenéis que agudizar mucho la creatividad.

Por supuesto. Y también lo que te comentaba: cambiar la conversación. Yo puedo pararme en cualquier foro y hablar de lo maravilloso que es cualquier juguete de LELO, pero yo creo que si también hablamos de los beneficios que tienen y las problemáticas que tratan, desde un punto de vista médico, científico y social, logramos encontrar una manera de comunicarnos que nos ayuda y nos permite ser mucho más creativos a la hora de, simplemente, poder poner una publicidad. Tenemos que ir mucho más allá y buscar formas orgánicas de alcanzar y llegar a la gente que quiera escuchar.

¿Se llega del mismo modo tanto a clientes hombres como a mujeres al hablar de relaciones íntimas?

Ese es un tema muy interesante y profundo. A pesar de que la sexualidad masculina tiene ciertos tabúes y otros tipos de problema, por lo menos se reconoce como algo que existe. Hasta hace muy poco, la sexualidad femenina y el placer femenino prácticamente “ni existía”, muy entre comillas porque claro que ha existido, pero nunca se ha visibilizado. Hay una diferencia de entrada muy importante en este sentido.

También hemos hecho muchos estudios sobre la brecha del orgasmo. Hablamos de que solamente un 30% de las mujeres alcanzan el orgasmo en una relación sexual de pareja, mientras que el hombre llega en un 95% de las veces. El placer femenino siempre ha estado muy supeditado al masculino. Hay diferencias a rabiar. No quiere decir que la sexualidad masculina no tenga ciertos tabúes o problemas asociados.

"Solo un 30% de las mujeres alcanzan el orgasmo en las relaciones de pareja, frente al 95% de los hombres"

Un ejemplo muy fácil de esto es que la masturbación masculina es mucho más reconocida y aceptada socialmente, pero si involucra algún tipo de juguetería ya se ve de otra manera; en cambio, en la masturbación femenina es mucho más normal que las mujeres utilicen juguetes, y ahora es prácticamente normal, se habla entre amigas, en familia, es una cosa mucho más diferente.

La sensibilidad a la hora de la sexualidad en los hombres sigue siendo muy penalizada en el tema de la estimulación prostática. En los hombres, los orgasmos se logran a través de la estimulación de la próstata, indistintamente de su condición sexual, pero, claro, hablar abiertamente de un orgasmo prostático estimulado desde el recto es un tema impensable. Sin embargo, está allí, y es biológico: si la estimulas vas a lograr un orgasmo en el hombre muy intenso.

Podría mencionar miles de diferencias más, y no quiere decir que unos tengan problemas y otros no -hombres y mujeres-, pero el tratamiento de ciertas cosas es diferente. La disfunción eréctil se trata con mucha más normalidad que el no alcanzar un orgasmo en una relación en pareja por parte de una mujer. Ya a partir de ahí, imagínate todo lo que podríamos hablar.

¿Cuáles son los principales hitos que espera LELO este año?, ¿de qué manera os acerca Prensa Ibérica a conseguirlos?

Lo más importante es seguir reivindicando todo lo que es el bienestar sexual: abriendo la conversación y empoderando a las personas en su derecho a saber, a conocerse, a autoexplorarse.

Noticias relacionadas

Podemos decir, de alguna manera, democratizar la juguetería erótica en el top of mind de las personas. Desmitificar el uso de los juguetes únicamente en solitario es muy importante, es uno de nuestros mensajes principales. Muchas veces las personas piensan que esto es algo que se utiliza solo cuando estás soltero, estás solo o no tienes pareja. Nada más lejos de la realidad: la juguetería erótica está para ser disfrutada, sobre todo, en pareja.

Como todo en la vida, no todos los días comemos lo mismo ni nos vestimos igual; hay veces que podemos estar solos o en pareja, y una cosa no quita la otra. Prensa Ibérica nos va a ayudar a amplificar este mensaje. Tocaremos temas que probablemente sean controvertidos, pero van a ser muy necesarios para ayudar a que esas personas puedan verse identificadas en ciertas problemáticas o temas, para ayudarles a que sean más felices a través de su sexualidad. Eso es lo que buscamos principalmente, y un altavoz como el de Prensa Ibérica, por supuesto, nos acerca muchísimo más a lograrlo.