Ir a contenido

NASA

Vídeo | Curiosity capturó dos eclipses solares en Marte

La NASA explicó que los filtros solares de la cámara de mástil del Curiosity le permiten mirar directamente al sol

El Periódico

Los eclipses en Marte fueron tomadas por la sonda Curiosity.

Los eclipses en Marte fueron tomadas por la sonda Curiosity. / EFE

Desde que el rover Curiosity llegó a Marte en el 2012 nos ha mostrado al planeta rojo como nunca antes se había visto. Y hace pocos días, tras siete años en soledad y recorriendo la superficie marciana, el robot nos vuelve regalar nuevas y espectaculares imágenes de los eclipses solares causados ​​por Fobos y Deimos, las dos lunas de Marte.

La NASA explicó que los filtros solares de la cámara de mástil del Curiosity le permiten mirar directamente al sol.

“Durante las últimas semanas, Curiosity ha estado haciendo un buen uso de ellas enviando de vuelta algunas imágenes espectaculares de los eclipses solares”, explicaron.

Phobos, que tiene un ancho de 16 millas (26 kilómetros) de ancho, fue fotografiado el 26 de marzo de 2019 y Deimos, que tiene un ancho de 10 millas (16 kilómetros) de ancho, fue fotografiado el 17 de marzo de 2019.

Phobos no cubre completamente el Sol, por lo que sería considerado un eclipse anular. Debido a que Deimos es tan pequeño en comparación con el disco del Sol, los científicos dirían que está transitando el Sol.

Además de capturar cada cruce de la luna frente al Sol, una de las cámaras de navegación de Curiosity (Navcams) observó la sombra de Phobos el 25 de marzo de 2019. A medida que la sombra de la luna pasaba sobre el rover durante el atardecer, oscureció momentáneamente la luz.

El paso de los eclipses

Los eclipses solares han sido vistos muchas veces por Curiosity y otros rovers en el pasado. Además de ser cool, ¿a quién no le gusta un eclipse?  estos eventos también tienen un propósito científico, ayudando a los investigadores a afinar su comprensión de la órbita de cada luna alrededor de Marte.

"Más observaciones a lo largo del tiempo ayudan a precisar los detalles de cada órbita", dijo Mark Lemmon, de la Texas A&M University. "Esas órbitas cambian todo el tiempo en respuesta a la atracción gravitatoria de Marte, Júpiter o incluso cada luna marciana que tira de la otra".

Lemmon dijo que "estos eventos también ayudan a que Marte se pueda relacionar": "Los eclipses, los amaneceres y las puestas de sol y los fenómenos meteorológicos hacen que Marte sea real para las personas, como un mundo similar y diferente a lo que ven afuera, no solo un tema en un libro".